BonomédicoBlogObesidadOpiniones sobre el balón gástrico o intragástrico

Opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico


Comentar
Publicado en Obesidad, Reducción de estómago

Ante la decisión de someterse o no a un tratamiento quirúrgico para perder peso, no hay nada mejor que conocer la experiencia de otras personas que hayan pasado por el mismo procedimiento. El balón intragástrico es una de las técnicas más utilizadas en la actualidad, aunque no está exento de efectos secundarios. Para valorar sus resultados y beneficios, resulta de mucha ayuda conocer las opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico de otros pacientes.

La obesidad mórbida es una enfermedad que acarrea numerosos problemas médicos y de movilidad. Para estas personas, la necesidad de adelgazar no es una cuestión de estética, sino de salud y bienestar, además, habitualmente las dietas y el ejercicio físico resulta insuficiente para alcanzar el peso óptimo. Entonces, la cirugía bariátrica es la única solución.

Según la Sociedad Española de Cirugía de la Obesidad (SECO), alrededor de 4.000 pacientes se someten al año a algunas de las técnicas de reducción de estómago para intentar combatir esta enfermedad. 

¿Qué es el balón intragástrico?

El balón intragástrico es un método para facilitar la pérdida del exceso de peso. Hay varios tipos de balón intragástrico o gástrico pero en todos los casos es un tratamiento bastante seguro, eficaz y reversible que no requiere modificar la anatomía ni funcionalidad del estómago e intestino. 

Antes del tratamiento, se recomienda conocer otras opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico.

Antes del tratamiento, se recomienda conocer otras opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico.

Esta técnica implica menos riesgos que otras cirugías bariátricas, ya que el balón gástrico se introduce en el estómago mediante una endoscopia, un método poco agresivo y sencillo. Su objetivo es controlar el apetito del paciente y reducir su sensación de saciedad, para ayudarle a modificar sus hábitos de alimientación.

Una de las peculiaridades de la técnica del balón intragástrico es que este no puede permanecer en el estómago durante más de seis u ocho meses. Es decir, el dispositivo tiene fecha de caducidad. En este tiempo, el paciente debería perder entre 15 y 20 kilos, si sigue las indicaciones de los especialistas.

Junto al balón intragástrico, la banda gástrica, el bypass o el método POSE son otros de los métodos recomendados. La elección de uno u otro dependerá de las circunstancias de cada paciente, de sus necesidades y su historial médico. 

¿Sabes que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta? Sin cuotas mensuales, sólo pagas si vas al médico. Consulta aquí como funciona.

Dieta tras el balón intragástrico

Por último, entre las opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico, las más destacadas hablan acerca de la dieta que deben seguir quienes se someten a esta técnica. Así, lo recomendable es cumplir las recomendaciones del equipo de nutricionistas y mantener una dieta baja en calorías.

Una vez que el balón gástrico está en el estómago, el paciente debe seguir todas las indicaciones del cirujano y nutricionistas para cambiar sus hábitos de alimentación.



Durante la primera semana la alimentación estará basada en líquidos y de forma progresiva se irán añadiendo sólidos. Habrá que evitar comer alimentos altos en grasas, azúcares o bebidas con gas, entre otros. Asimismo, se aconseja no beber durante las comidas, sino entre estas.

Riesgos de la técnica

Como puede suceder con cualquier proceso quirúrgico, el balón intragástrico o gástrico también tiene posibles riesgos, ante los cuales el paciente deberá acudir en el menor tiempo posible al centro médico para consultar con sus especialistas.

Uno de las complicaciones más graves, aunque no muy frecuente, es que el balón se desinfle en el interior del estómago. Asimismo, otras complicaciones derivadas de la colocación del balón pueden ser úlceras, lesiones en el esófago o estómago o deshidratación. 

El balón intragástrico es uno de los tratamientos más empleados para ayudar a la pérdida de peso.

El balón intragástrico es uno de los tratamientos más empleados para ayudar a la pérdida de peso.

Se debe consultar con el médico si se experimenta alguno de los siguientes síntomas: 

  • Orina teñida de color azul.
  • Náuseas y vómitos.
  • Intenso dolor de estómago.

¿A quién pedir consejo?

Lo recomendable es acudir a la consulta del médico para que este valore la posibilidad de realizar una de estas cirugías y para que determine cuál es la mejor opción.

Los testimonios y opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico que tienen otros pacientes servirán de mucha ayuda para hacerse una idea de cómo es el tratamiento, las dificultades del postoperatorio y de los resultados que se pueden obtener. Pero es importante no olvidar que normalmente, los mejores consejos son los que dará el especialista encargado de colocar el balón, ya que este es quien conoce en detalle el caso concreto del paciente.

Por eso, aunque busque conocer las experiencias de otros pacientes, no deje de preguntar al especialista cualquier duda que tenga sobre el preoperatorio, la intervención o la recuperación.

Opiniones sobre balón intragástrico

En Internet hay muchos fotos y páginas donde se pueden encontrar testimonios de pacientes que acaban de someterse a esta técnica o que están a las puertas del quirófano. Estas opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico son muy valiosas para perder el miedo al tratamiento y coger las fuerzas necesarias para superar el largo proceso que comienza con la colocación del dispositivo en el estómago.

La mayoría de opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico señalan la importancia de la implicación del paciente.

La mayoría de opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico señalan la importancia de la implicación del paciente.

Profesionales médicos y pacientes coinciden en este punto: La implantación del balón intragástrico no es más que el inicio de una carrera de fondo en la que la colaboración y esfuerzo del paciente para modificar sus hábitos de vida y alimentación, es fundamental para el éxito del tratamiento.

“No hay triunfo sin sacrificio”, afirma una paciente que consiguió perder 45 kilos después de colocarse un balón gástrico. Su experiencia, según cuenta, ha sido “muy positiva, pero con mucho sacrificio”. “En mi caso he tenido algunas dificultades por tolerancia pero, aún así, el objetivo se ha cumplido”, dice.

Otra de las personas que se ha sometido a este método para perder peso explica que “a pesar de los daños colaterales, tales como vómitos, gases y ardor de estómago”, su balance es bueno. “He perdido peso y me encuentro muchísimo mejor que antes. Mis hábitos de dieta los he modificado cuanto he podido”, subraya.

“La mejor decisión que he tomado en años”

Una de las opiniones sobre el balón intragástrico o gástrico que se pueden leer con más frecuencia es esta. La mayoría de los pacientes aseguran que, aunque el proceso es largo y sacrificado, someterse a esta cirugía contra la obesidad ha sido una de las mejores decisiones que han tomado. 

Muchos pacientes expresas sus opiniones sobre el balón gástrico en foros de Internet.

Muchos pacientes expresas sus opiniones sobre el balón gástrico en foros de Internet.

Además de los posibles riesgos de esta intervención, la pérdida de peso con el balón intragástrico es una de las cuestiones que más interesa a los candidatos. En general, los pacientes afirman que sus objetivos se han visto cumplidos: “He conseguido perder 25 kilos y, sobre todo, he logrado cambiar mis hábitos de conducta alimentaria”.

Otra paciente explica que después de siete meses con el balón en el estómago consiguió perder 18 kilos, algo que “solamente con dietas hubiera sido impensable”. “Los primeros días fueron los más difíciles, puesto que el estómago tiene que acostumbrarse, pero después todo han sido ventajas“, comenta.

Igual que ella, otro paciente explica en este foro que había conseguido “volver a caminar de forma segura, sin pausas”. “Tenía un problema en las rodillas debido al sobrepeso, ese dolor se ha moderado y no necesito tantos medicamentos para el dolor”, apunta.

Un tratamiento “puente”

Por otro lado, los expertos también insisten en que para la mayoría de los pacientes el balón intragástrico es un tratamiento “puente”. Esto quiere decir que, en muchos casos, se utiliza para facilitar la pérdida de peso en personas con obesidad mórbida que necesitan bajar unos kilos antes de someterse a otra cirugía de reducción de estómago más compleja. 

Si tienes algún problema de salud, recuerda que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta. Consulta aquí como funciona.

También hay que incidir en que para evitar que después de retirar el balón intragástrico del estómago, el paciente vuelva a recuperar el peso perdido, es imprescindible que junto con la implantación del dispositivo se realice un programa de reeducación alimentaria que contribuya a modificar los hábitos de alimentación de estas personas. Esto es, a tenor de las diversas opiniones sobre el balón gástrico o intragástrico, lo más difícil del proceso. 

Después de colocar el balón en el estómago, el paciente debe modificar sus hábitos de alimentación.

Después de colocar el balón en el estómago, el paciente debe modificar sus hábitos de alimentación.

“Tienes que poner de tu parte para aprender a comer, elegir alimentos poco calóricos y esforzarte en tener una actividad física. Pero la ayuda del balón es inestimable”, afirma otro paciente que cuenta que con este dispositivo logró librarse de la sensación de hambre y de la ansiedad.

Otro paciente reconoce que aunque “no es algo milagroso, ayuda y mucho a la hora de hacer dieta”. “Por primera vez he obtenido resultados”, apostilla, añadiendo que “ha supuesto una mejora en mi calidad de vida, además de estar muy contengo cada vez que me miro en el espejo”.

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *