BonomédicoBlogObesidadVentajas y beneficios del bypass gástrico

Ventajas y beneficios del bypass gástrico


Comentar
Publicado en Obesidad, Reducción de estómago

La obesidad ha llegado a traducirse en la actualidad como sinónimo de patología grave, sobre todo en el área que comprende América del Norte, por la adopción de malos hábitos alimenticios. En este sentido, el número de personas que se exponen a trastornos directamente vinculados con la aparición de esta enfermedad está aumentando de forma considerable.

El sobrepeso está considerado como una de las causas principales de la diabetes, responsable del fallecimiento de millones de personas de forma anual. Las ventajas y beneficios del bypass gástrico son múltiples para estos casos.

Por ello, una de las soluciones para aquellas personas cuya adopción de una dieta sana y equilibrada, así como la práctica rutinaria de ejercicio, no ha supuesto cambio alguno en su peso, es la colocación de un bypass gástrico, es decir, aquel tratamiento quirúrgico destinado a paliar los efectos negativos de la obesidad mediante la reducción del tamaño del órgano estomacal del paciente.

En concreto, el tratamiento de bypass gástrico se suele emplear en aquellos casos calificados de obesidad mórbida. En estos supuestos se procede a la reducción del estómago con la finalidad de que el paciente tienda a consumir una menor cantidad de alimentos al tiempo que experimenta una completa sensación de saciedad. Y es que esta fórmula de reducir de forma gradual la ingesta de alimentos ofrece la posibilidad de disminuir esta patología en gran medida.

No todas las personas que padecen de sobrepeso cumplen con los requisitos solicitados para poder practicarle este tratamiento de reducción del exceso de peso corporal. En este sentido, la persona obesa debe someterse a una serie de evaluaciones médicas además de entrar en los márgenes de un determinado Índice de Masa Corporal.

Una vez valorados estos datos por el especialista se entrará a analizar la posible candidatura. Tan sólo hacen falta unos pocos meses después del paso del paciente por quirófano para empezar a apreciar los resultados.

El procedimiento quirúrgico correspondiente a la aplicación del bypass gástrico se ejecuta de forma laparoscópica. Este tipo de cirugías se corresponden con tratamientos que ofrecen ciertas dificultades desde el punto de vista técnico, es decir, se requiere la separación del estómago proximal del estómago distal con el objetivo de crear una bolsa gástrica restrictiva de pequeñas dimensiones. L

¿Sabes que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta? Sin cuotas mensuales, sólo pagas si vas al médico. Consulta aquí como funciona.

a intención es que el dispositivo que se acaba de colocar en el interior del órgano estomacal consiga alterar la forma en la que el organismo suele digerir los alimentos de forma natural. Se trata de un tratamiento quirúrgico basado en la restricción y la malabsorción.

El resultado final es una sensación de saciedad que aparece en el paciente mucho antes por lo que la cantidad de alimentos a consumir será mucho menor y como consecuencia este hecho se verá reflejado en la reducción del peso corporal.



Factores positivos de la aplicación de un bypass gástrico

Una vez que se dé por finalizada la cirugía de colocación de bypass gástrico en el interior del organismo del paciente, las recomendaciones se orientan hacia el seguimiento de una dieta sana y equilibrada prescrita por el especialista, así como la práctica diaria de ejercicio físico.

Y es que, como en la mayoría de tratamientos destinados a facilitar la pérdida del exceso de peso corporal de la persona obeso, el éxito de esta técnica estará directamente vinculado con el compromiso del paciente a seguir el régimen alimenticio establecido. En este sentido, señalamos a continuación algunas de las muchas ventajas que ofrece el uso del bypass gástrico en personas con problemas de sobrepeso:

  • Reducción de la hipertensión arterial. Según los datos, en torno a un 70% de las personas que se someten a este tratamiento abandonan el consumo de medicamentos destinados a paliar los efectos de la presión arterial alta.
  • Reducción del colesterol en sangre. En torno al 80% de los pacientes obesos que se han colocado un bypass gástrico observan una reducción de los niveles de colesterol aunque estos retornan a la normalidad en el marco de unos dos o tres meses.
  • Reducción del riesgo de patologías relacionadas con el buen funcionamiento del corazón.
  • Reducción del consumo de medicación en aquellos pacientes diagnosticados de diabetes de tipo II.
  • Inversión de la diabetes.
  • Reducción de la frecuencia en la que se producían los ataques de asma, incluso pueden llegar a desaparecer por completo en algunos pacientes
  • Eliminación de las complicaciones respiratorias transcurridos unos pocos meses de la cirugía. Es decir, la mayor parte de los pacientes con bypass gástrico pueden retornar a realizar su rutina normal e incluso volver a practicar las actividades que se vio obligado a abandonar debido a sus problemas respiratorios.
  • Eliminación de diversos trastornos del sueño como puede ser el síndrome de apnea del sueño.
  • Eliminación de la enfermedad del reflujo ácido
  • Permanente pérdida de peso

La cirugía mediante la cual se practica la colocación de un bypass gástrico es un tratamiento muy poco agresivo además de reversible. Se trata de una de las intervenciones para facilitar la pérdida de peso que se realizan con mayor frecuencia y es que está considerada como operación estándar de oro, ya que potencia la disminución de peso corporal con una mayor fiabilidad. Es más, a largo plazo este factor se refleja en la disminución de entre un 60 y un 70% de peso corporal y la probabilidad de que el paciente siga perdiendo peso durante los diez años posteriores.

Otro de las ventajas y beneficios del bypass gástrico es la disminución de la incidencia de aquellas patologías y complicaciones de la salud que estaban directamente relacionadas con el padecimiento de obesidad mórbida. Estos problemas llegan incluso a resolverse una vez que el paciente adquiere el firme compromiso de adoptar nuevos hábitos saludables. Por ejemplo, la acidez, la incontinencia urinaria o incluso las enfermedades cardiovasculares que padecen personas obesas de mayor edad.

Además, la técnica laparoscópica que se emplea para la colocación del bypass gástrico supone un menor tiempo de estancia en el hospital lo que se traduce en menor nivel de dolor tras la operación y la rápida vuelta tanto al trabajo como a la práctica de otras actividades rutinarias.

Y es que las personas que sufren de obesidad a niveles altos y que se someten a una cirugía bariátrica de este tipo consiguen mostrar una pérdida evidente de peso corporal, al tiempo que optimizan la calidad de su vida y gozan de un buen estado de salud en general. Cambios que, aunque parezcan evidentes, suponen un impacto en la expectativa de vida que mantenían los pacientes obesos, más en concreto los severamente obesos.

Las personas que sufren de obesidad componen una parte de la sociedad expuesta a padecer graves problemas anatómicos y fisiológicos que también deben tenerse en cuenta a la hora de valorar los resultados de la cirugía de bypass gástrico. Este tipo de tratamientos es capaz de disminuir el riesgo de muerte por cualquier causa y de mortalidad cardiovascular en pacientes obesos.

Si tienes algún problema de salud, recuerda que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta. Consulta aquí como funciona.

Se trata de una técnica que permite una evidente pérdida de peso, y está directamente vinculada con efectos metabólicos favorables que suponen muchas más ventajas que el simple cambio de hábitos alimenticios hacia otros más saludables, la práctica de ejercicio físico o el consumo de medicamentos destinados a tal fin.

Por lo general, todos y cada uno de los pacientes obesos deberán someterse a diferente pruebas para analizar su candidatura a este tipo de cirugías y poder así beneficiarse de las ventajas del bypass gástrico.

Asimismo, una vez que se haya practicado el paciente requerirá de una monitorización constante por parte un especialista que asegure el buen estado de salud en general y evite la aparición de otro tipo de complicaciones.

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *