Cuidados del pelo injertado


Comentar
Publicado en Injerto capilar

Como con todo tratamiento quirúrgico, tras un injerto capilar también son necesarios unos sencillos cuidados del pelo injertado que hay que cumplir rigurosamente durante el postoperatorio. Cada vez son más las personas que deciden acabar con la caída del pelo, un problema que afecta no solo a hombres sino que preocupa también a muchas mujeres; incluso son infinidad los famosos con injerto de pelo, como el futbolista Iker Casillas y el entrenador ‘Cholo’ Simeone, los que recurren a esta solución definitiva para la calvicie.

Si se siguen las instrucciones del cirujano capilar, el paciente logrará unos excelentes resultados estéticos y un aspecto totalmente natural con esta cirugía. Además, deben tenerse en cuenta los cuidados que requerirá la cicatriz en caso de que se utilice la técnica de la tira para llevar a cabo el trasplante.

Hay que tener en cuenta que los cuidados que se especifican a continuación tienen que ser respaldados por el criterio de un especialista, y que no se refieren a la manera de proceder cuando se siguen otros tratamientos capilares como la bioestimulación o el láser capilar, u otros métodos más incipientes como la utilización de plasma rico en plaquetas para evitar la caída del pelo o la aplicación de células madre.

Cómo cuidar el pelo injertado en el postoperatorio

El paciente no podrá lavarse el pelo durante los 3 primeros días.

El paciente no podrá lavarse el pelo durante los 3 primeros días.

Los cuidados del pelo injertado dependerán de más de un factor, como el tipo de pelo o el número de unidades foliculares que se hayan trasplantado, pero fundamentalmente el cirujano aconsejará un trato u otro en función de la técnica que se haya empleado para llevar a cabo el injerto capilar. Así, se suelen dar indicaciones para favorecer la cicatrización, para evitar algunos riesgos, como la inflamación de la zona donante o para ‘incentivar’ el crecimiento del pelo injertado.

BonoMédico te ofrece los mejores cirujanos para el injerto capilar en Málaga, Barcelona, Madrid, Sevilla, Palma de Mallorca o Valencia, entre otras ciudades españolas. Al mejor precio y con facilidades de pago.

Cuidados del pelo injertado cuando se ha realizado la técnica FUSS

Con la técnica FUSS, al finalizar el tratamiento se le colocará al paciente un vendaje que deberá llevar las primeras 48 horas. El injerto capilar es indoloro, con anestesia local y sin hospitalización. El paciente se podrá ir a su casa al acabar la cirugía y, una vez transcurridos esos dos días, tendrá que lavarse la cicatriz con agua y jabón o con algún producto especialmente indicado para postquirúrgico capilar que ayude a acelerar el proceso de cicatrización. Este es uno de los cuidados del pelo injertado más importantes, así que es fundamental realizar este lavado cada 24 horas y algunos médicos recomiendan hacerlo durante la mañana.

Cabe explicar que con la técnica FUSS se extrae una tira de piel de la zona donante de la cabeza en la que se incluyen las unidades foliculares que van a ser injertados en la zona receptora. La extracción de la piel crea una cicatriz formada por el corte y las grapas y es muy importante que ambas estén libres de costras, pelos o cualquier tipo de suciedad, para garantizar una buena cicatrización y evitar complicaciones o infecciones. 

Por ello, después de lavar la zona de la cicatriz con agua y jabón o con la crema recomendada por el médico, se deberá empapar una gasa con alguna solución antiséptica y aplicarla con suavidad sobre el área intervenida con mucha precaución.

A partir del cuarto día y durante un mes aproximadamente, se puede aplicar un spray regenerador tres veces al día tanto en la zona donante como en la receptora. Después de ese periodo de tiempo el paciente es puede volver a peinar los pelos sobre la cicatriz.

Cuidados del pelo trasplantado con la técnica FUE

Con esta técnica FUE se extraen los folículos pilosos de uno en uno, de modo que los cabellos injertados son muy delicados, sobre todo en las primeras horas después del implante capilar. Es completamente normal que en el área receptora se produzca un proceso local de cicatrización para evitar su caída por lo que es muy importante  tener unos cuidados especiales con esta área para evitar cualquier tipo de infección.

El día siguiente a la intervención con la técnica FUE, debe aplicarse cada tres o cuatro horas un suero fisiológico en spray en la zona donde fueron colocados los folículos pilosos.

No se deberá utilizar el teléfono de la ducha durante las primeras semanas sobre la cabeza.

No se deberá utilizar el teléfono de la ducha durante las primeras semanas sobre la cabeza.

Es fundamental insistir en que por ningún motivo y bajo ninguna circunstancia se puede manipular, rascar, frotar o tocar el área del implante ya que esas acciones pueden provocar la caída de algunos implantes de cabello.

En la zona receptora es completamente normal la formación de costras que se caerán solas y no deben tocarse. Pero si pasados 12 días todavía siguen esas costras, se  deberán frotar ligeramente con la yema de los dedos mientras se lava la cabeza, realizando un masaje circular para que se caigan. 

El pelo injertado se caerá como consecuencia del traumatismo sufrido durante la intervención para volver a crecer con total normalidad. Pero si pasado un mes todavía se conservan esos pelos injertados se recomienda extraerlos porque pueden provocar una inflamación.

Cómo lavar la cabeza con el pelo injertado

Cuando el paciente se ha sometido a la técnica de FUE, a diferencia de la FUSS, el paciente no podrá lavarse la cabeza durante los primeros tres días después de la cirugía. Pasado ese tiempo debe lavarse el pelo una vez al día con agua y jabón o con alguna crema recomendada por el médico.  

Es preferible evitar el teléfono de la ducha salvo que se pueda regular la presión al mínimo, ya que lo adecuado es mezclar agua y jabón y aplicarla con cuidado, sin frotar ni rascar, sobre la región implantada. 

Sobre el uso del secador de pelo, puedes obtener más información con este vídeo:

Dentro de los cuidados que deben proporcionarse al pelo injertado, hay que tener en cuenta que cada vez que se lave la cabeza se debe aprovechar para enjabonar bien la zona de la cicatriz. A partir del cuarto día, deberá aplicar un spray regenerador tres veces al día durante 15 días después del implante y dos veces al día durante 15 días más tanto en la zona receptora como en la donante.



También puede usar secadores de pelo pero con aire no demasiado caliente y no se debe frotar con una toalla para secar la zona intervenida. 

Más cuidados tras el injerto capilar

Durante los primeros 15 días se deben evitar los ejercicios físicos intensos o bruscos, lo que significa que se descartan la mayor parte de deportes y las actividades físicas como cargar grandes pesos, recorrer largar distancias a pie, etc.. En definitiva se prohíben todas aquellas actividades que provoquen la sudoración sudor en la cabeza. Este aspecto deberá ser tenido en cuenta a la hora de volver al trabajo tras el injerto de pelo.

Evitar el sol, la playa y piscinas

También se deberá evitar sumergir la cabeza en agua en los primeros 15 días, por lo que el paciente no debe bañarse en la playa o en las piscinas. Tampoco se debe tomar el sol. En caso de que se deba tomar el sol en algún momento se recomienda usar una gorra o sombrero en la cabeza o  permanecer a la sombra. 

Se deben evitar durante las primeras semanas los grandes esfuerzos físicos.

Se deben evitar durante las primeras semanas los grandes esfuerzos físicos.

Se prohíben expresamente las cabinas de bronceado con rayos UVA. El paciente tampoco debe acudir a lugares con aglomeraciones o ambientes excesivamente calurosos, ya que estos espacios elevan la sudoración de la cabeza y ensucian excesivamente el cuero cabelludo.

Para cuidar el cabello injertado, se recomienda no consumir alcohol ni tabaco ya que son factores que pueden alargar o afectar a la cicatrización de los implantes de pelo.

No se debe tomar aspirina ni otros medicamentos que contengan ácido acetil-salicílico ya que tienen efectos anticoagulantes y  pueden generar una pequeña hemorragia en la zona intervenida. 

La mejor posición para dormir es semisentado con la cabeza erguida y con la cicatriz posterior apoyada sobre la almohada. Durante los cuatro primeros días se debe evitar la inclinación de la cabeza hacia delante ya que puede provocar un edema facial.

¿Se puede teñir el pelo, hacer moños, cogerlos, ir a nadar, etc., después de un trasplante de cabello?

Durante los primeros dos meses se recomienda no aplicar productos químicos en la cabeza ni en los pelos injertados. Pasado ese plazo el paciente puede reanudar su rutina normal del cuidado de cabello pero es necesario advertir que el uso constante de productos químicos en el cabello, así como la tracción ejercida por cepillados frecuentes y algunos tocados pueden llegar a dañar el cabello implantado.

No obstante, en ningún caso el pelo injertado se verá afectado por la alopecia ni existe riesgo de rechazo del implante, ya que coinciden donante y receptor. Si el paciente observa que la caída del pelo persiste, esta puede deberse a que la alopecia genética continúa destruyendo los folículos pilosos anteriores, pero no significa que el pelo implantado se esté perdiendo. También puede suceder que el pelo de la persona se vera afectado por un episodio de estrés o por una alimentación deficiente.

De cualquier forma, estas y otras preguntas frecuentes sobre la caída del pelo y los trasplantes serán resueltas por un especialista en su consulta. En este vídeo se encontrará más información sobre los cuidados del pelo injertado:

  • Artículo escrito por:
  • Doctor Francisco Javier Ruiz Solanes
  • Licenciado en 1989 en Medicina y Cirugía por Universidad de Málaga (UMA)
  • Colegiado 6.024 del Colegio de Médicos de Málaga
  • Director Médico Grupo BonoMedico

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *