Cicatrices tras la mastopexia


1 comentario
Publicado en Mamoplastia

La mastopexia, también llamada elevación de pecho, es una intervención estética con la que se pretende levantar y remodelar los senos que por la edad, el paso de los años u otros motivos como la lactancia, el embarazo, cambios hormonales o de peso, han perdido firmeza. Los resultados de esta técnica son muy satisfactorios y las cicatrices tras la mastopexia serán imperceptibles a simple vista, aunque dependerá de la vía de abordaje utilizada para llevar a cabo la intervención, así como de las características de cada paciente.

Así, en este tipo de operación la cicatriz final dependerá de distintos factores. Los principales son los siguientes la cantidad de piel sobrante, el estado del tejido graso o glándular que haya que eliminar y si se decide combinar la mastopexia con el aumento de pecho con implantes.

Todos estos factores influyen en la dimensión de las cicatrices. Básicamente, esto está relacionado con el número de retoques que sean necesarios para obtener los resultados deseados.

De tal forma que, cuanta más elevación se quiera dar al pecho, más cicatrices quedarán tras la mastopexia, porque habrá que eliminar más piel. Y al contrario, de tal forma que a menor caída del pecho, más pequeñas serán las marcas de la intervención.

Mastopexia y cicatriz

La magnitud de las cicatrices tras la mastopexia depende de la técnica utilizada.

La magnitud de las cicatrices tras la mastopexia depende de la técnica utilizada.

Por otro lado, la cicatriz depende también de la vía de abordaje utilizada por el cirujano para realizar la elevación de mamas. Así, se pueden encontrar distintos tipos de cicatrices, según su forma y ubicación:

  • Se puede tener solo una cicatriz en el surco submamario, cuando la caída de senos es mínima y la paciente no desea mucho volumen.
  • Puede presentar una cicatriz en la zona de alrededor de la areola, también conocida como área periareolar, cuando existe una pérdida de firmeza moderada en el pecho.
  • Puede quedar una cicatriz en forma de ‘T’ invertida, en los casos de mayor caída.

Tipos de cicatrices en la elevación de pecho

Hay que decir que el tipo de cicatriz dependerá de cómo se realice la operación para elevar el pecho. De ahí que se pueda encontrar distintos tipos de cicatrices. 

Redonda

En algunos casos de mastopexia puede quedar una marca alrededor de la areola. En este caso la cicatriz aparece porque la cirugía se hace mediante una incisión circular alrededor del pezón, mediante la que se quita la piel que sobra. A veces, además se aprovecha este corte para reducir el tamaño de la areola y mejorar así su aspecto y resultado estético.

Cuanta menos piel sea necesario quitar menor será la cicatriz de la mastopexia.

Cuanta menos piel sea necesario quitar menor será la cicatriz de la mastopexia.

La cicatriz resultante es pequeña, ya que se circunscribe al pezón. Hay cirujanos que consiguen realizar una mastopexia con buenos resultados dejando una mínima cicatriz periareolar. 

Vertical

Es una cicatriz que se extiende desde la parte inferior de la areola hasta un par de centímetros por encima del surco del seno. Aparece al realizar una incisión alrededor de la areola, hacia la parte superior del surco de la mama. A través de esta se consigue acceder a la glándula mamaria, elevarla y aportar un mayor volumen. Todo ello, para corregir la flacidez del pecho. 

Varias bajo el surco del pecho

Este tipo de cicatriz se produce cuando la paciente tiene un pecho muy caído, con lo que requiere una mastopexia más amplia que elimine mayor cantidad de piel. La cicatriz resultante tiene forma de ‘T’ invertida, pues se extiende desde el pezón al surco del seno (en vertical) y recorre el propio surco (en horizontal). Esta es la técnica con la que se genera una cicatriz mayor, aunque esta quedará oculta con naturalidad bajo la mama.

¿Cómo evolucionan las cicatrices de la mastopexia?

Antes de detallar una serie de cuidados recomendados para las cicatrices después de una operación de mastopexia, es de utilidad conocer las sucesivas etapas de cicatrización por las que pasan estas heridas quirúrgicas.



Las cicatrices después de la mastopexia pasan por distintas fases.

Las cicatrices después de la mastopexia pasan por distintas fases.

La primera fase: Inflamatoria o exudativa

Dura entre 1 y 4 días, y durante esta fase se prepara el terreno o substrato para una cicatrización ideal. Su evolución dependerá del tamaño de la herida y del tipo de incisión. 

La segunda fase: Proliferativa

En este caso, su duración es de entre 5 y 20 días, aunque en realidad este proceso se extiende varios meses. En ella aparecen tejidos conectivos o conjuntivos, compuestos por proteína (colágeno), que proporciona a la herida resistencia a la tensión. Es en esta etapa cuando se produce el revestimiento de la superficie de la herid,  gracias a la neoformación de células del epitelio circundante.

La tercera fase: Maduración de las cicatrices

Por último, del segundo al sexto mes de la operación de mastopexia se produce la maduración de las cicatrices. En ese tiempo dichas marcas tienen un aspecto de color rojo o violáceo que irá suavizándose con el paso de los meses, hasta desaparecer. El proceso habitual es cambiar de rojo a rosa y, por último, a blanco nácar.

Es en este momento cuando la paciente tiene que extremar las medidas de precaución y los cuidados. Se aconseja evitar exponer las cicatrices al sol para que no se altere la pigmentación de la piel, así como protegerlas con apósitos de silicona o esparadrapo.

Cuidados de las cicatrices de mastopexia

Después de una cirugía estética la correcta cicatrización depende no solo de la técnica utilizada por el cirujano y del tipo de piel del paciente, sino también de los cuidados que se proporcionen a la zona intervenida y que ayudan a que las huellas de la operación pasen lo más desapercibidas posible.

Para ayudar a que las cicatrices se borren tras la elevación de pecho, la paciente debe seguir unos cuidados básicos.

Para ayudar a que las cicatrices se borren tras la elevación de pecho, la paciente debe seguir unos cuidados básicos.

Algunos de los consejos que se deben seguir son los que a continuación se enumeran.

Dejar el tabaco

No fumar durante el tiempo de recuperación de la cirugía ayudará a mejorar el proceso de cicatrización de las heridas. Pues los agentes tóxicos que componen el tabaco complican el proceso de recuperación de los tejidos, al impedir una buena oxigenación de la sangre. Por este motivo, la paciente no debería fumar después de someterse a una mastopexia.

Llevar una dieta sana

Seguir una dieta sana influirá positivamente en la cicatriz. Ya que ayuda a que que el organismo disponga de todos los nutrientes necesarios para la recuperación de la persona y para la óptima cicatrización de las heridas.

Evitar exponer las cicatrices al sol

Es importante evitar exponer las cicatrices de la mastopexia al sol, sobre todo durante las primeras etapas de cicatrización. Pues así se evitará que las marcas se noten más de la cuenta. Así, tras la intervención de elevación de mamas, y una vez que la cicatriz esté formada, hay que aplicar protección solar de pantalla total durante los primeros meses.

Cremas y aceites

Con las precauciones adecuadas, la cicatriz de la elevación de mamas será imperceptible.

Con las precauciones adecuadas, la cicatriz de la elevación de mamas será imperceptible.

El uso de otros productos como el aceite de rosa mosqueta también puede ayudar a disimular la cicatriz, para que tengan un aspecto más estético e invisible.

Parches de silicona

Con estos apósitos también se consigue mejorar el aspecto de las cicatrices de la mastopexia. Son muy sencillos de utilizar, pues únicamente hay que colocarlos sobre la cicatriz para que actúen en favor de la maduración de la misma.

En resumen, las cicatrices tras la mastopexia dependerán de cómo se haya abordado la operación y del grado de caída de los senos. De manera que cuanta más piel se haya tenido que quitar, mayores serán las cicatrices resultantes. No obstante, con los cuidados oportunos y el paso del tiempo estas cicatrices acabarán siendo casi imperceptibles.

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

1 comentario

  1. Andrea

    Hola hoy hace justo tres semanas que me operé de maxtopexia en forma de t invertida, digo poniendome solo betadine, me gustaría saber si ya puedo ponerme las tiritas y el aceite de rosa mosqueta, los puntos son internos
    Gracias un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *