BonomédicoBlogMamoplastiaAnestesia en el aumento de pecho

Anestesia en el aumento de pecho


Comentar
Publicado en Mamoplastia

Financiado por Banco Santander ¿Sabías que financiamos tu intervención desde 60 €/mes? Consulta tu cuota

Uno de los factores más importantes en la cirugía plástica es la anestesia que debe utilizarse en cada caso. Por eso es de suma importancia que la paciente se informe adecuadamente sobre este aspecto para evitar sorpresas y lograr un mayor conocimiento de todo el proceso.

En los últimos años se han logrado muchos avances médicos en los tipos de anestesia mejorando su eficacia y reduciendo las molestias que pueda producir. El correcto uso de la anestesia en la cirugía de aumento de mamas es considerada de vital importancia por el cirujano y el anestesista a cargo de dicha cirugía.

La anestesia es parte fundamental en toda cirugía

La anestesia es parte fundamental en toda cirugía

Para que la cirugía consiga el mejor resultado, una de las claves es que la paciente facilite toda la información que le pida el cirujano de manera responsable, sobre todo la relacionada con el consumo de medicamentos, alcohol, vitaminas u otro tipo de sustancias que esté tomando y que puedan afectar al paciente durante la cirugía. También debe comentar con el cirujano todas las enfermedades que haya padecido ella o su familia, así como su condición física en general. En pocas palabras, la paciente debe facilitarle al médico o al anestesiólogo toda esta información para que se realice un trabajo adecuado.

El uso de la anestesia en la cirugía plástica es bastante seguro cuando la cirugía se hace por médicos experimentados en este tipo de operaciones. Los dos tipos de anestesia que se utilizan en el aumento de mamas son la anestesia general y la anestesia local combinada con sedación. En todas las situaciones, es importante que el paciente siga las instrucciones del anestesiólogo y del médico para evitar riesgos durante la intervención.


Widget not in any sidebars

No obstante, es frecuente que en cualquier cirugía la anestesia provoque a la paciente algunos efectos secundarios como los siguientes:

Máquina de anestesia

Máquina de anestesia. Imagen: DiverDave [CC BY-SA 3.0 or GFDL], via Wikimedia Commons

  • Anestesia general: a pesar de que es muy común usar este tipo de anestesia, algunas personas sufren efectos secundarios que representan una molestia. Aparecen horas después de la cirugía y también desaparecen solas: las pacientes se sienten deshidratadas o con náuseas, tienen dolores de cabeza, dolores musculares y, a veces, en la garganta.
  • La anestesia local y sedación es bastante segura y apenas tiene contraindicaciones o efectos secundarios. A veces se pueden dar problemas de respiración. El médico o el equipo de enfermería tienen que vigilar a la paciente durante toda la cirugía.

En ambos casos, el centro médico donde se realice la intervención debe contar con un equipo especializado para ayudar a la paciente con la respiración o con cualquier otra complicación en caso de necesidad.

Anestesia general

La anestesia general elimina el dolor y la sensibilidad de todo el cuerpo porque bloquea la comunicación entre el cuerpo y el centro de proceso del dolor en el cerebro. La anestesia general en la mamoplastia de aumento se considera un proceso delicado porque es un procedimiento complejo. Este tipo de anestesia se aplica y dosifica por el anestesiólogo en coordinación con el cirujano. La cantidad y tipo de anestesia dependerá del tiempo previsto de duración de la operación, la edad de la paciente y su peso. El procedimiento se suele realizar mediante una intubación, lo que significa que a la paciente se le coloca un tubo en la tráquea por medio del cual se le administra anestesia en forma gaseosa. En estos casos, la asistencia respiratoria es necesaria porque los relajantes inhiben la respiración pulmonar y el diafragma no funciona.

Durante la cirugía, la paciente está dormida y no le quedará ningún recuerdo de la operación. El anestesiólogo monitorea toda la cirugía para supervisar la reacción de la paciente a la anestesia, así como los signos vitales. La anestesia general en esta intervención solo se utiliza cuando la operación lo requiere por su complejidad. De lo contrario no se utiliza para evitar los posibles riesgos que conlleva relacionados con reacciones alérgicas a la anestesia o a problemas respiratorios. Respecto al preoperatorio, es sumamente importante que la paciente no ingiera comida ni bebida por lo menos ocho horas antes de la cirugía para evitar que durante la misma se provoque una aspiración, es decir, que se desvíen sólidos o líquidos del estómago hacia los pulmones.

Si tienes algún problema de salud, recuerda que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta. Consulta aquí como funciona.

Anestesia local y sedación

El otro tipo de anestesia es la local combinada con sedación. En ese caso la paciente no está dormida, aunque el dolor se elimina del área donde se está realizando la cirugía. La paciente puede respirar por sus propios medios de forma espontánea, estando consciente o semidormida. En la mayoría de cirugías de aumento de pecho se utiliza esta modalidad que no tiene los riesgos de la anestesia general. Cuando la paciente despierta, no siente dolor ni otros efectos secundarios.

 
  • Artículo escrito por:
  • Doctor José Miguel Ingelmo Calvo

  • Licenciado en Medicina por la Universidad de Santander en 1984. Entre 1990 y 1994 realizó la formación de la Especialidad de Cirugía Plástica en el Hospital Regional Universitario Carlos Haya de Málaga, especialidad que viene ejerciendo desde 1995 hasta la actualidad.
  • doctoringelmo.es
  • También en Clínica Esbeltia

Financiado por Banco Santander ¿Sabías que financiamos tu intervención desde 60 €/mes? Consulta tu cuota

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *