Oftalmólogos en Zaragoza

Los mejores especialistas médicos

La miopía

La miopía

La miopía es una alteración del ojo por la cual este no es capaz de enfocar de forma adecuada los objetos lejanos, por lo la persona que padece miopía tiene una visión borrosa e inadecuada. En la miopía la refracción está alterada por lo que la luz se enfoca justo delante de la retina. Cuanto más separado este el enfoque de la retina más dificultad habrá para la percepción de la imagen, es decir existirán más dioptrías. Existen fundamentalmente dos causas descritas por los oftalmólogos: excesivo curvamiento de la córnea, y globo ocular muy grande.

En la miopía existen factores genéticos ya que se transmite de padres a hijos de forma dominante, aunque también se presenta sin antecedentes familiares. Hay enfermedades que se asocian con la presentación de miopía como algunas formas de cataratas, queratoconos o diabetes tipo 2.

La miopía produce visión borrosa, aunque también puede producir otros síntomas como cansancio ocular con enrojecimiento ocular o cefaleas.

Para el diagnóstico son muy útiles los optotipos, los cuales tiene varias filas de números, letras o signos, de tamaño variable según la fila. La agudeza visual necesaria para leer varía en cada fila. El paciente debe estar a 6 metros del optotipo, y la evaluación se debe realizar de forma independiente para cada ojo.

El abordaje terapéutico de la miopía depende de diversos factores como el número de dioptrías, la edad, enfermedades concomitantes,... Las gafas son un tratamiento que se puede usar a cualquier edad, con un precio asequible, pero es un tratamiento paliativo, que no cura. Existen cristales muy resistentes, que disminuyen el riesgo de rotura. Las lentes de contacto son muy usadas ya que para muchos pacientes resultan más cómodas de llevar al ir adheridas a la superficie ocular. Requieren unos cuidados especiales y una conservación adecuada. No se suelen utilizar más de 24 horas seguidas ni cuando se duerme.

La cirugía refractiva ha supuesto un gran avance en el tratamiento de la miopía, ya que ha permitido a muchos pacientes desechar las gafas y las lentes de contacto. La técnica LASIK consiste en una microoperación en la que se secciona una pequeña capa de la cornea y se retira; posteriormente se remodela la geometría corneal para que no se produzca la miopía, y posteriormente se vuelve a colocar la capa corneal seccionada. Suele durar unos 15 minutos y requiere anestesia local, pero no hospitalización. Su oftalmólogo de Zaragoza recomienda la cirugía refractiva para el tratamiento de la miopía dada las grandes ventajas que conlleva. Tras la operación puede haber visión borrosa y sensibilidad lumínica, pero estos efectos secundarios desaparecen con el tiempo.

Especialistas relacionados: oftalmólogos en Zaragoza

(Los centros y/o especialistas que aparecen a continuación no trabajan con Bonomédico. Se muestran solo a título informativo.)

NombreDirecciónTeléfono

Uso de cookies
Esta página web utiliza cookies propias con fines técnicos, analíticos y publicitarios así como cookies de terceros con fines técnicos, analíticos y de publicidad comportamental. Para obtener más información sobre el uso de cada una de las cookies, consulta nuestra Política de Uso de Cookies. La navegación por el Portal supone la aceptación de nuestra política de cookies.