Ginecólogos en Valencia

Los mejores especialistas médicos

Enfermedades ginecológicas

Enfermedades ginecológicas

La palabra “ginecología” proviene del griego y significaría literalmente “ciencia de la mujer”. En nuestros días, la ginecología es especialidad médico-quirúrgica encargada de la fisiología y de la salud del sistema reproductor femenino -compuesto de útero, vagina y ovarios-, fuera del embarazo. Trata la ginecología, por tanto, aquéllas enfermedades que conciernen al aparato genital de la mujer, mientras que de la salud de la embarazada y la parturienta se encarga una rama íntimamente unida a la ginecología: la obstetricia; de hecho, a día de hoy, casi todo ginecólogo es también obstetra.

La práctica totalidad de las mujeres sufrirá, a lo largo de su vida, alguna dolencia ginecológica, en uno u otro grado. Para prevenirlas y evitar posibles complicaciones se recomienda la visita a una consulta ginecológica al menos una vez al año. Alguna de las enfermedades más comunes son, por ejemplo: la miomatosis uterina, que consiste en la existencia de nódulos en la pared del útero. Es una dolencia muy frecuente; de hecho, es la principal causa de cirugía ginecológica y se considera que una de cada dos mujeres con edades por encima de los cuarenta años padece miomas, aunque en la mayoría de los casos son asintomáticos. Cuando estos síntomas aparecen son, por lo general, dolor abdominal y menstruaciones abundantes y duraderas. Una ecografía será determinante para diagnosticar la presencia de estos nódulos, su tamaño, ubicación y, en definitiva, su tratamiento, que generalmente es quirúrgico.

El prolapso genital es otra de las enfermedades más comunes, sobre todo en las mujeres mayores de 50 años y tras la menopausia. Se produce por el descenso de los órganos genitales internos a través de la vagina. El riesgo de padecer prolapso genital aumenta conforme lo hacen el número de partos, por lo que para evitarlo es de suma importancia un control adecuado durante el embarazo y el parto. El tratamiento es, habitualmente, quirúrgico.

La endometriosis se caracteriza por la existencia de tejido endometrial (que es el tejido propio de la capa interna del útero) fuera de su lugar, normalmente en otras localizaciones abdominales. Esta enfermedad ha ido aumentando en los últimos años debido, sobre todo, a la edad, cada vez más tardía, a la que las mujeres inician su maternidad. Esta patología es causa, la más de las veces, de infertilidad, aunque tras un tratamiento quirúrgico es posible el embarazo.

En BonoMédico ponemos a su alcance un cuadro de especialistas ginecólogos en Valencia a los que podrá consultar todas sus dudas y le ayudarán en aquello que necesite. Con las técnicas y el instrumental de diagnosis más avanzados, su ginecólogo de Valencia es un profesional de dilatada experiencia al que tendrá fácilmente acceso gracias a BonoMédico.

Enfermedades de la vulva

Enfermedades de la vulva

Una de las consultas más frecuentes en la consulta de los ginecólogos de Valencia son las relacionadas con las enfermedades de transmisión sexual o enfermedades venéreas, que además de las molestias y problemas asociados a la enfermedad se unen la necesidad de discreción que demanda la paciente. Padecer este tipo de enfermedad está mal considerado socialmente, incluso dentro del ámbito familiar más intimo por lo que muchas mujeres las sufren en total soledad.

Se van a describir algunas de las patologías más frecuentes que afectan al aparato genital femenino como son las inflamaciones de la vulva, vulvitis, el herpes genital, los condilomas y otras enfermedades de la vulva. Es un órgano complejo, ya que desde el punto de vista anatómico representa la entrada y salida del aparato genital femenino, por lo que frecuentemente está predispuesto a las infecciones tanto internas como externas. Además, posee múltiples repliegues, donde se acumulan las secreciones, que crean un medio favorable para las infecciones y se pueden afectar todas sus estructuras (mucosa, glándulas, etc.).

VULVITIS: La vulvitis o inflamaciones de la vulva pueden ser:

  1. Por su origen:
    1. Infecciosas
    2. Irritativas químicas
    3. Alérgicas
  2. Por su extensión:
    1. Localizadas (Bartholinitis, skenitis, sebáceas, sudoríparas)
    2. Generalizadas
  3. Por su evolución:
    1. Agudas
    2. Crónicas
  4. Por su etiología:
    1. Específicas: Enterococos, colibacitos, gonococos, monilias, tricomomas.
    2. Gérmenes múltiples
  5. Por su topografía:
    1. Altas o anteriores: Más relacionadas con parásitos
    2. Medias: Más relacionadas con contaminación desde la vagina
    3. Bajas o posteriores: Más en relación con procesos perineales (oxiuros)

Las vulvitis generalizadas son divididas por los ginecólogos de Valencia en tres tipos:

  • Vulvitis Primarias: Se afecta exclusiva y primariamente la vulva. Afectan sobre todo a la mucosa.
  • Vulvitis secundarias: Se producen por procesos inflamatorios más altos que descargan sus secreciones infectando secundariamente a la vulva (colpitis, cervicitis, etc.)
  • Manifestaciones de enfermedades generales localizadas en la vulva:
    1. Dermatológicas: Psoriasis local en la vulva
    2. Endocrino-metabólicas: Diabetes (vulvitis diabética)
    3. Infecciones: Enfermedades venéreas: gonococia, sífilis
Anatomía de la vulva

Anatomía de la vulva

Anatomía de la vulva

Las vulvitis predominan en niñas y mujeres maduras ya que en estas edades existe un hipoestronismo que determina una menor capacidad defensiva de la vagina y la vulva.

VULVITIS PRIMARIA: Es la inflamación de la vulva sin afectación previa de otras partes del aparato uro-genital. La causa principal es una reacción alérgica frente a múltiples alérgenos como jbones y antisépticos, fibras sintéticas (bragas, tampones o compresas) o medicamentos que se eliminan por la orina e irritan la vulva, como por ejemplo los barbitúricos. Los ginecólogos de Valencia describen los siguientes síntomas en la fase aguda:

  • Eritema
  • Hinchazón
  • Prurito, que hace que la paciente se rasque, pudiendo aparecer lesiones que se pueden infectar secundariamente.

En la fase crónica aparecen:

  • Lesiones de hiperqueratosis
  • Lesiones de liquenificación, apareciendo la piel de la vulva engrosada y arrugada.

El tratamiento consistirá en:

  • Eliminar el alérgeno (profilaxis, sobre todo).
  • Lavados vulvares con antisépticos alcalinos, 2 veces al día. Son muy útiles los lavados con manzanillla (que es antiinflamatorio).
  • En ocasiones los ginecólogos de Valencia recomiendan aplicar cremas protectoras con vitamina A.
  • Pomadas de corticoides y antibióticos.

VULVITIS SECUNDARIA: Es mucho más frecuente que la primaria. Las vulvitis secundarias lo son a una leucorrea cervico-vaginal. La más frecuente es la debida a hongos: monilias o cándidas albicans, aunque en otras ocasiones se trate de vulvitis secundarias a tricomoniasis vaginal u otra colpitis inespecífica. Otras veces son secundarias a parasitosis intestinales (oxiuriasis).

En la vulvitis secundaria junto a los hongos aparecen unas placas adherentes a la pared vulvar de exudado blanco-grisáceo, sobre una base eritematosa, formando grumos que tienen el aspecto de leche cuajada. En ocasiones estas placas se extienden a la región inguinal e incluso a la cara interna de los muslos. El diagnóstico se basa en la demostración de la cándida albicans. El ginecólogo tiene que hacer siempre una averiguación de si la mujer es diabética, pues en la diabetes suele darse las vulvitis micóticas.

VULVOVAGINITIS INFANTIL: Es un proceso relativamente frecuente, que está producido por:

  • Cuerpos extraños en la vagina (granos de trigo germinado, por ejemplo).
  • Oxiuros y demás parásitos intestinales, que anidan en la vulva produciendo prurito, por lo que la niña se rasca, dando lugar a la aparición de una vulvitis. Si se rasca con un cuerpo extraño y éste queda dentro de la vagina, aparece una vulvovaginitis.
  • Agresiones sexuales: intentos de violación.
  • Masturbación, sobre todo con cuerpos extraños.
  • Monilias.
  • Gonococo: vulvovaginitis gonocócica infantil, que en otros tiempos constituyó una auténtica epidemia.

FORUNCULOSIS VULVAR: Es el producto de una infección estafilocócica, al igual que en cualquier parte del cuerpo. Se debe pensar en una posible diabetes también.

HERPES GENITAL: (Trabajos recientes indican que puede preceder a un cáncer y además se puede transmitir al recién nacido en el momento del parto. Es muy frecuente en EEUU). Puede afectar tanto a la vulva como a la vagina al cuello uterino. Está producido por el virus del HERPES HOMINIS tipo II, siendo su transmisión por contacto sexual (vía venérea). Este virus está relacionado con el virus del herpes simple tipo I, de localización labial. Clínicamente, aparecen 4-5 vesículas, agrupadas en líneas, dolorosas (más que prurito), sobre una base eritematosa y edematosa, donde, tras el rascado, aparecen costras. Suelen darse en el prepucio del clítoris, labios menores y cara interna de los labios mayores. Frecuentemente los ginecólogos en Valencia detectan la existencia de intenso prurito. Si se afecta el cuello, hecho que sucede en el 75% de los casos, éste aparecerá edematoso, ulcerado y granulado. Puede aparecer leucorrea, dispareunia, disuria y coitorragia. El diagnóstico se obtiene por inspección, si bien habrá que hacer un diagnóstico diferencial con la sífilis, siendo patognomínico del herpes la existencia en las células vulvovaginales de cuerpos externos.

CONDILOMAS: Consiste en la hipertrofia e hiperplasia de las papilas cutáneas, apareciendo unas lesiones papilomatosas que tienen el aspecto de una coliflor. Están producidos por un virus: CONDYLOMA ACCUMINATA (de probable transmisión venérea, pero no siempre), que aparece principalmente en casos de leucorrea con vulva húmeda e infección ascendente acompañante (gonococia o blenorragia: especialmente en infección fusoespirilar añadida; también frecuente en el embarazo). Las lesiones se agrupan en racimos, alcanzando a veces dimensiones tumorales. Se localizan en la parte externa de la vulva, pudiendo extenderse en la zona perianal.

Especialistas relacionados: ginecólogos en Valencia

(Los centros y/o especialistas que aparecen a continuación no trabajan con Bonomédico. Se muestran solo a título informativo.)

NombreDirecciónPoblaciónTeléfono
Primera página Página anterior Página siguiente Última página
Infórmate gratis