Inseminación artificial en Málaga

Clínica Victoria

Inseminación artificial en Málaga por 340 €
Hasta
el
10 dic

El mejor precio para tu tratamiento de reproducción asistida con BonoMédico

Si tu sueño de tener hijos no se cumple, BonoMédico pone a tu alcance a los mejores especialistas en la materia para que tu tratamiento de inseminación artificial en Málaga sea todo un éxito y por fin puedas alcanzar dicho sueño.

Expertos en las últimas técnicas de fecundación, nuestros especialistas analizarán vuestro caso y os aconsejarán el procedimiento que más garantías pueda ofrecer a vuestra situación, ya que cada técnica es más adecuada a un caso específico. Y, por supuesto, al mejor precio con BonoMédico.

El precio del tratamiento de inseminación artificial dependerá de si se utiliza esperma de la propia pareja o de un donante:

  • Inseminación Artificial Conyugal (IAC): 340 €
  • Inseminación Artificial de Donante (IAD): 670 €

Una vez analizado tu caso en Clínica Victoria, los especialistas te ofrecerán la mejor opción dentro de las posibilidades de las que dispone la reproducción asistida para que el tratamiento sea un éxito y puedan, al fin, cumplir su deseo de tener un hijo.

Servicios incluidos

  • Primera visita médica y estudio previo
  • Tratamiento de inseminación artificial.

No incluye

  • Posibles complicaciones fuera del proceso médico normal.

Centro

Clínica Victoria

Clínica Victoria

Centro médico garantizado

La Clínica Victoria de Málaga está situada en Calle Victoria al lado de la Plaza de la Merced. Ha hecho del trato al paciente su punto de fuerza, junto a un equipo de médicos extraordinarios que atienden al cliente de verdad, con un trato muy humano y con resultados excepcionales tanto en el campo de fertilidad como de cirugía plástica/estética.

Otras ofertas de Inseminación artificial en la provincia de Málaga

Inseminación artificial en Málaga: más información

¿Qué tratamientos y técnicas existen de reproducción o fecundación asistida en Málaga?

Inseminación artificial

La inseminación artificial en Málaga es una técnica que contribuye a que la fecundación se lleve a cabo de forma natural. Lo único que hace el médico es introducir el esperma o el semen en la vagina de la mujer con el objetivo de lograr una gestación. Cuando los espermatozoides no pueden llegar de forma natural hasta el útero -sea por la calidad o cantidad de espermatozoides de la pareja- o cuando la mujer no tiene pareja, se utiliza esperma de un donante anónimo. Una vez se introduce el espermatozoide, este debe buscar su camino hacia el óvulo maduro y pegarse a él por su propia cuenta, de la misma forma que sucede en un embarazo tradicional. La diferencia y beneficio de la inseminación artificial es que el recorrido del espermatozoide es más corto y con menos riesgo de que la mujer que desea ser madre no quede embarazada.

Para someterse a la técnica de inseminación artificial se deben cumplir varios condicionantes:

  • El semen o esperma tiene que ser de buena calidad.
  • Las trompas de Falopio han de ser permeables.
  • La edad de la mujer es un factor a considerar.
  • El tiempo de esterilidad y los ciclos de inseminaciones del pasado, que también se incluyen para determinar si es conveniente llevar a cabo un nuevo ciclo de inseminación artificial o si lo más recomendable es que la pareja se someta a otro tipo de técnica más compleja como la fecundación in vitro y transferencia de embriones, que también tienen resultados exitosos.

La inseminación puede ser:

  • Inseminación Artificial Homóloga o conyugal (IAH): Cuando el esperma o semen es de la pareja.
  • Inseminación Artificial con Donante (IAD): Cuando el semen o esperma proviene de un donante anónimo.

Además, consta de tres fases:

  1. Estimulación hormonal del ovario para incrementar el número de ovocitos maduros.
  2. Preparación del semen seleccionando y uniendo los espermatozoides móviles.
  3. Inseminación en la mujer -se hace en una consulta-.
La inseminación artificial conyugal se realiza cuando el semen procede de la pareja

La inseminación artificial conyugal se realiza cuando el semen procede de la pareja

Fecundación in vitro (FIV)

Consiste en extraer tanto el ovocito femenino como el esperma masculino para fecundarlo en el laboratorio. Tras la fecundación se obtiene un preembrión, el cual se implanta en el útero de la mujer que desea ser madre para que el embarazo se desarrolle de manera natural. A esta técnica se le conoce como fecundación in vitro (FIV), la cual consta de seis fases:

Estimulación del ovario por medio de hormonas.

  1. Extracción de ovocitos de la mujer. Sin embargo, si ella tiene problemas con sus óvulos, entonces se recurre a la donación de ovocitos de una mujer donante anónima.
  2. Inseminación de los mismos, que se puede efectuar de forma clásica - combinando los ovocitos y los espermatozoides previamente tratados- o mediante inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI), en los casos en los que los gametos masculinos tengan dificultad de movilidad.
  3. Cultivo in vitro del embrión. Regularmente, los embriones permanecen en cultivo unos tres días. Sin embargo, en algunas ocasiones es necesario alargar el tiempo de cultivo de embriones en el laboratorio hasta seis días.
  4. Trasferencia embrionaria. Se puede hacer por las trompas de Falopio o en el útero y tiene lugar por vía transcervical, sin la utilización de anestesia.
  5. Congelación y descongelación de embriones. Después de que se haya transferido el número de embriones necesarios para cada caso, los embriones sobrantes se someten a un tratamiento de congelación, lo que hace que se puedan conservar durante un tiempo. De esa manera, los embriones están disponibles en el momento en el que la pareja lo desee.

Gestación subrogada

También se le llama subrogación gestacional o gestación en “vientre de alquiler”. En esta técnica de reproducción asistida, una mujer acepta llevar la gestación del bebé y dar alumbramiento al hijo de otra pareja o mujer soltera cuyo útero no está capacitado para desarrollar un embarazo. Generalmente, la gestante no tiene un vínculo genético con el bebé que dará a luz, debido a que este es fruto de una fecundación in vitro. En este caso, los padres del niño pueden aportar tanto el óvulo como el esperma solo para que sea fecundado por otra persona. Sin embargo, cuando tampoco los papás tiene calidad de material genético (óvulo y esperma), entonces también se recurre a donantes anónimos.

 

¿Cómo funciona la donación de óvulos?

Cuando hablamos de donación de óvulos nos referimos a la entrega anónima y altruista de óvulos de una mujer a otra, con el objetivo de que la que desea tener un hijo pueda cumplir su voluntad.

En un proceso natural, una mujer produce cada mes un óvulo maduro. En caso de ser fertilizado, se convertirá en embrión y se llevará a cabo el embarazo. En el caso contrario, si este no es fertilizado, se perderá durante su proceso normal de menstruación.

Una mujer con su aparato reproductor sano dispone desde que nace de unos 400.000 ovocitos en sus ovarios. Dichos ovocitos son las formas inmaduras de los futuros óvulos. Sin embargo, aunque varios ovocitos comienzan a la misma vez un proceso de desarrollo, la mayoría lo acaban el día de la ovulación porque se atrofian y pierden su utilidad, quedando únicamente uno de ellos, que llega en ese momento a ser un óvulo maduro. De esa manera, mes a mes, el cuerpo de la mujer se prepara para el embarazo en caso de ser su deseo. Pero si no quiere, este óvulo es ya innecesario y se elimina cuando se tiene la menstruación.

Una mujer con un aparato reproductor sano tiene unos 400.000 ovocitos en sus óvulos

Una mujer con un aparato reproductor sano tiene unos 400.000 ovocitos en sus óvulos

La donación de óvulos es la entrega anónima de algunos óvulos de una mujer en una clínica de reproducción o fecundación asistida en Málaga para que otra pueda lograr tener un hijo. Dichos óvulos son de la reserva natural que existe en los ovarios de la mujer y que, generalmente, nunca llegarán a ser utilizados. Con lo anterior se puede llegar a concluir que, con la donación de óvulos, se pueden aprovechar algunos óvulos que una mujer no llegará nunca a ocupar.

Una vez los óvulos donados se encuentran en el centro de reproducción o fecundación asistida, se trabaja en la selección de los óvulos. En las clínicas se trabaja con un grupo de donantes sanas de 18 a 35 años y se seleccionan de acuerdo al parecido físico con la receptora de óvulos. Se comparan el fenotipo y las características físicas de ambas mujeres con las fotos en color que le solicitamos o se realizan cuando llegan a la clínica y con la hoja de fenotipos que se llena el primer día de la consulta. Luego, con eso se hace un "matching" manual -siempre respetando la ley española-.

¿Qué riesgos existen?

Según las distintas técnicas, la reproducción asistida también tiene ciertos riesgos. Por ejemplo, un tratamiento hormonal puede tener efectos secundarios como la hiperestimulación ovárica o el que se dé un embarazo múltiple o ectópico. Incluso lleva inmerso los riesgos psicológicos debidos a las largas esperas o al margen de error y a los resultados negativos que existen.

Entre algunos riesgos que se corren están:

  • Embarazo ectópico: Es aquel que se desarrolla en las trompas de Falopio y no en el útero. Es de alto nivel de peligro para la madre, por lo que tiene que ser interrumpido. Después de un tratamiento de fertilidad, la posibilidad de tener un embarazo ectópico es del 1%.
  • Embarazo múltiple: De acuerdo a los estudios, hasta un 20% de los casos de parejas que están en tratamiento de fertilidad dan a luz a gemelos. Las posibilidades de tener mellizos es mucho menor y tan solo el 1% lo logra. Los embarazos múltiples se deben principalmente a la fuerte estimulación de los ovarios y también al hecho de que en la fecundación in vitro se utiliza más de un embrión para garantizar el éxito.
  • Síndrome de la hiperestimulación ovárica: Se desarrolla, generalmente, después de un tratamiento de tipo hormonal. Las mujeres delgadas y jóvenes tienen más probabilidades de contraer este síndrome. Cuando se da el síndrome de la hiperestimulación, los ovarios de las mujeres se vuelven más grandes y segregan sustancias que permiten perder líquido de los ovarios o abdomen, lo que provoca que se espese la sangre de la mujer y se ponga en peligro su salud.
Los niños nacidos con inseminación artificial son como los concebidos de forma natural

Los niños nacidos con inseminación artificial son como los concebidos de forma natural

¿Los niños nacidos por estas técnicas son como los otros niños?

Definitivamente. De hecho no existe ninguna diferencia en el proceso del desarrollo del embrión. Una vez que se ha efectuado la transferencia del embrión al útero, el embarazo se desarrolla de la misma forma que cuando la mujer queda embarazada de la manera tradicional. También el bebé en su desarrollo del embarazo lo hace de la misma manera que un embarazo natural.

Las semanas del desarrollo del embrión son las mismas que en un embarazo natural. No existe adelanto ni retraso en el crecimiento del feto por haber utilizado la inseminación artificial en Málaga u otra técnica de reproducción asistida.

Al mismo tiempo, el riesgo de aborto espontáneo es igual (15-20%) que en un embarazo natural, el cual va aumentando de acuerdo a la edad de la mujer cuando se someten a la inseminación artificial o a la técnica de fecundación in vitro.

Escribe un comentario


 
He leído y acepto las condiciones de uso
 
Enviar

    Centros relacionados: especialistas en reproducción asistida en Málaga

    (Los centros y/o especialistas que aparecen a continuación no trabajan con Bonomédico. Se muestran solo a título informativo.)

    NombreDirecciónTeléfono

    Uso de cookies
    Esta página web utiliza cookies propias con fines técnicos, analíticos y publicitarios así como cookies de terceros con fines técnicos, analíticos y de publicidad comportamental. Para obtener más información sobre el uso de cada una de las cookies, consulta nuestra Política de Uso de Cookies. La navegación por el Portal supone la aceptación de nuestra política de cookies.