Operación de miopía con láser en Cádiz

Clínica VISTA Tecnoláser

Operación de miopía con láser en Cádiz por 750 €
Hasta
el
31 dic

BonoMédico te ofrece el mejor precio para solucionar tus problemas de miopía

BonoMédico pone a tu disposición un equipo de experimentados especialistas equipados con la más moderna tecnología, en Clínica VISTA Tecnoláser para hacer de tu operación de miopía láser en Cádiz todo un éxito, por 750 € por ojo.

En unos pocos minutos y de forma indolora podrás librarte en una sola intervención de tus problemas con la miopía, así como de otros defectos de la visión como el astigmatismo o la hipermetropía. 

Con la reserva de este bono, podrás acudir a una primera consulta gratuita para obtener información de primera mano en Clínica VISTA Tecnoláser en Cádiz, sin ningún tipo de compromiso. Las opciones son:

  • Láser Excimer: 750 € / ojo
  • Láser Femtosegundo: 300 € / ojo

La consulta preoperatoria (con un coste de 50 €) es gratuita para pacientes de BonoMédico.

Servicios incluidos

  • Consulta preoperatoria.
  • Operación de miopía con láser (ver detalles arriba).

No incluye

  • Cualquier complicación fuera del procedimiento habitual.

Centro

Clínica VISTA Tecnoláser

Clínica VISTA Tecnoláser

Centro médico garantizado

La clínica oftalmológica VISTA Tecnoláser está especializada en prestar servicios de Oftalmología de excelente calidad, gracias a un equipo de profesionales con talento y a una infraestructura accesible y cómoda, siempre pensando en el paciente. Dispone de la tecnología más moderna e innovadora del sector, para facilitar diagnósticos y solucionar los problemas de visión de una forma segura. Todo ello con la mejor relación calidad-precio.

Su plantilla está integrada por médicos, optometristas y enfermeros con una amplia trayectoria profesional y con un reconocido prestigio. El objetivo es alcanzar la excelencia médica para ponerla al servicio de cada paciente, con una atención próxima y exclusiva.

Además, todos los que desempeñan su trabajo en la Clínica VISTA Tecnoláser garantizan un seguimiento detallado de las investigaciones y avances que se producen en el sector oftalmológico, para la incorporación de todos aquellos que tienen garantía de éxito y que van a suponer una mejora en la calidad de los tratamientos de los pacientes.

Operación de miopía con láser en Cádiz: más información

¿Qué es la miopía?

En la miopía el globo ocular es demasiado alargado o la córnea más curva de lo normal, lo que causa que los rayos luminosos se proyecten de una manera anómala y los objetos distantes (lejanos) se enfoquen delante de la retina, de modo que la persona miope, solamente puede ver nítidamente los objetos cercanos. Al igual que otros defectos visuales como el estrabismo o el ojo vago, se suelen detectar en la infancia.

Las personas que sufren miopía pueden, entre otros síntomas, ver de cerca pero tienen grandes dificultades para ver objetos ubicados en una distancia lejana. Si su oftalmólogo le diagnostica miopía, le dará una serie de consejos para la misma y le indicará ésta es susceptible de ser corregida a través de la intervención de miopía con láser.

¿Qué es LASIK?

Este término procede de la palabra en inglés “Laser Assisted In-situ Keratomileusis” (o su acrónimo LASIK). Es un tratamiento quirúrgico que se emplea para corregir defectos de refracción como: miopía, hipermetropía o astigmatismo, reduciendo de esa forma, la necesidad de llevar gafas o lentes de contacto de manera permanente.

Una gran mayoría de la población mundial se ha beneficiado con este tratamiento quirúrgico.

Para ser candidato a este tipo de cirugía de miopía láser en Cádiz hay que cumplir con una serie de requisitos como ser mayor de 18 años, o tener una graduación estable, ya que se da el caso de pacientes que no llegan a tener estabilizada la graduación hasta los 23 o 24 años; no sobrepasar una graduación máxima; no estar embarazada; no tener afectada la salud ocular -por diabetes u otras patologías-, etc. Sí hay que decir que si no se cumplen todos los requisitos para ser un buen candidato a la operación de miopía con láser, existen una serie de alternativas, como pueden ser la ortoqueratología o las terapias visuales.

Antes de la intervención en sí, durante el preoperatorio, el paciente deberá seguir las pautas que su especialista le indique y cuyo cumplimiento es de gran importancia para minimizar riesgos y complicaciones tras la cirugía.

En el tratamiento con LASIK, el cirujano corta una delgada lámina (flap corneal o colgajo) en la superficie de la córnea utilizando un bisturí microscópico llamado microquerátomo. Al separar esa lámina hacia un lado, quedan libres las capas intermedias de la córnea para restaurar la córnea (estroma corneal) con la aplicación del Láser Excímer. El paciente no debe preocuparse por los movimientos del ojo durante la intervención, ya que el instrumental está preparado para dicha eventualidad. La duración de la intervención es muy corta.

De esa forma se modifican los radios de curvatura de córnea y se consigue el efecto refractivo, que es individual para cada persona. Tras finalizar con el láser, el cirujano revisa que no quede ningún agente extraño en la córnea y posteriormente, el colgajo es resposicionado en su lugar de origen. El flap corneal se adhiere a la córnea por sí mismo de manera natural. La cicatrización es casi inmediata, logrando una buena recuperación visual en los 2 o 3 días siguientes, aunque no será hasta la segunda o tercera semana cuando la agudeza visual y la recuperación sea completa.

Es importante que el paciente esté informado de que, en ningún momento, la cirugía con láser emplea agujas para administrar la anestesia local o general. Tampoco se hacen suturas. Lo único que se usa es un colirio anestésico que se aplica en cada ojo para sedarlo. De ese modo, el paciente está completamente consciente de todo el proceso, pero no siente dolor. Es posible operar los dos ojos en la misma intervención.

Tras la intervención, el clínico especialista indica antibiótico en gotas y antiinflamatorios durante el tiempo de recuperación, es decir, de 1 semana a 10 días.

¿Y después de la cirugía qué sucede?

Durante los primeros días, aunque podrá conducirreincorporarse pronto al trabajo, el paciente debe llevar una vida tranquila, evitando deportes de contacto o ejercicios bruscos, así como actividades que puedan afectar a la superficie del ojo. Lo más recomendable es que durante los primeros 15 días no se desarrollen actividades que requieran un gran esfuerzo físico y, por supuesto, debe ponerse especial atención en no frotarse los ojos. Sí deberá acudir periódicamente a las revisiones que su especialista le indique.

Efectos secundarios más comunes tras la cirugía de miopía con láser:

LASIK es un tratamiento electivo que, como todo tratamiento, tiene posibles complicaciones y riesgos que deben considerarse. Hay que decir, sin embargo que esta cirugía ocular tiene un postoperatorio rápido y con muy pocas complicaciones, sobre todo si se siguen los consejos básicos que su especialista le dé. A esta técnica se han sometido millones de pacientes en diferentes países del mundo desde hace más de 10 años; en ese tiempo, la tasa global de complicaciones es sumamente baja (entre el 0.2 y el 2 por ciento del total de los pacientes). Aun así, no se descarta que pueda producirse inflamación o infección, como en cualquier otro tratamiento quirúrgico, que pueden tratarse con medicamentos. Otro tipo de complicaciones son:

  1. Sensibilidad a la luz: es uno de los efectos secundarios más comunes y suceden únicamente durante los primeros días tras la cirugía, disminuyendo gradualmente hasta desaparecer. También se pueden dar molestias oculares o sentir un leve dolor; pueden salir pequeñas manchas rojas o rosadas en la parte blanca del ojo. En una pequeña minoría de pacientes, algunos de estos efectos pueden ser permanentes, sobre todo en personas mayores de 45 años para los que puede convertirse en un efecto permanente.  
  2. Deslumbramiento y dificultades para ver: en este caso, los pacientes sufren destellos, deslumbramiento o halos alrededor de las luces de noche. Este síntoma se presenta frecuentemente en las primeras semanas.
  3. Visión doble: consistente en la fluctuación en la visión, o visión doble, y en consecuencia, presencia de imágenes fantasmas.
  4. Sequedad ocular: en algunos casos, y tras someterse a cirugía LASIK o PRK, los pacientes que padecen de ojo seco y que usaban lentes de contacto antes de la cirugía, pueden sufrir molestias de sequedad ocular y otros síntomas de la enfermedad llamada "ojo seco", que suelen ceder en los meses posteriores a la intervención. A este tipo de pacientes, se les suele prescribir el uso de lágrimas artificiales para hidratar el ojo.
  5. Hipercorrección o hipocorrección (corrección baja o alta): afortunadamente sucede en apenas el 5% de las intervenciones, y por lo general, es corregido de forma sencilla a las 12 semanas después de la cirugía con láser mediante un tratamiento de "retoque".
  6. Inconvenientes con la tapa de la córnea: algunos pacientes, tras la intervención con láser, pueden tener problemas con la tapa de la córnea, para lo cual puede ser necesario un tratamiento posterior. En los peores casos, existe una pequeña posibilidad de que la visión no sea tan nítida previa operación, aún con el uso de gafas o lentillas.

No en todos los casos los pacientes sufren efectos secundarios después de un tratamiento con LASIK. Los pacientes que sufren uno o varios de los efectos secundarios, ven desaparecer con el tiempo todos los síntomas descritos. En algunos casos, es necesaria una segunda cirugía, llamada de seguimiento o mejora, que se realiza para lograr la corrección de la visión deseada y es más probable en personas que hayan padecido de hipermetropía, astigmatismo o miopía mayor antes de someterse al LASIK y para las que su visión original ha requerido una corrección más intensa. Sí hay que decir que en ningún caso existe el riesgo de ceguera durante la operación. También conviene señalar que esta intervención no afecta a la presbicia que el paciente pueda padecer.

El candidato ideal a la operación de miopía con láser en Cádiz

El mejor candidato para LASIK es aquella persona que desee ser menos dependiente de las gafas o lentes de contacto, que está dispuesto a aceptar los riesgos que conlleva la cirugía láser y que también comprende que puede ser necesaria una reaplicación de láser si ha de someterse a una segunda cirugía de "retoque".  

Es importante que el paciente conozca que no se ha dado ningún caso en el que la cirugía láser para la miopía haya producido una pérdida de la visión, por lo que este aspecto no debe suponer temor alguno.

¿Cuánto tiempo durará la corrección?

Generalmente los efectos de la cirugía ocular son para el resto de la vida del paciente. La mayoría de ojos tratados con esta intervención permanecen sin cambios posteriores en el futuro. Sin embargo, hay casos extraños de regresión del defecto, más frecuentes en hipermétropes. Afortunadamente se puede corregir con una operación adicional.

Durante el periodo de embarazo, alrededor del 20% de las mujeres sufren alguna modificación en la refracción, y esta alteración puede seguir después del parto. En caso de estar embarazada o si planea estarlo en los próximos meses, el cirujano le aconsejará que se espere hasta que dé a luz por la alteración que pueda sufrir la visión durante el periodo de gestación.

¿Está considerando un tratamiento con LASIK?: Infórmese

Antes de decidirse por un tratamiento con LASIK, es imprescindible confirmar si es un buen candidato para la cirugía, es decir, entender los beneficios a esperar, pero también asumir los riesgos, al igual que contar con expectativas realistas sobre la visión tras la operación y los años siguientes. Para garantizar el mejor resultado posible y ser un paciente bien preparado e informado, le aconsejamos que consulte las diferentes fuentes que hablen sobre LASIK, lo hable con un médico o con personas que se hayan sometido a esta cirugía de miopía láser en Cádiz para que le informen de su experiencia personal.

En el caso de miopías altas

Cuando la miopía es elevada -mayor de 9 dioptrías- no siempre pueden garantizarse resultados óptimos con la técnica LASIK, debido a que puede sufrir como efecto secundarios halos o mala visión nocturna. Afortunadamente hay solución para este tipo de casos, ya que se puede optar por la implantación de lentes intraoculares fáquicos, que conservan intacto el lente natural del ojo (cristalino).

Hay varios tipos de modelos de lentes que se colocan dentro del ojo, por delante del iris, apoyados en él o por detrás del mismo. Con esta técnica se logra una inmediata recuperación visual, con resultados estables aun tras el paso del tiempo. Además, otro beneficio es que es reversible, lo que significa que puede ser retirado en cualquier momento que sea necesario.

En los casos donde se relaciona una miopía elevada con astigmatismo alto se pueden usar dos métodos al mismo tiempo: se implanta una lente para compensar la miopía y se trata el astigmatismo residual con láser (LASIK). 

 

Escribe un comentario


 
He leído y acepto las condiciones de uso
 
Enviar

    Centros relacionados: cirujanos oculares en Cádiz

    (Los centros y/o especialistas que aparecen a continuación no trabajan con Bonomédico. Se muestran solo a título informativo.)

    NombreDirecciónTeléfono

    Uso de cookies
    Esta página web utiliza cookies propias con fines técnicos, analíticos y publicitarios así como cookies de terceros con fines técnicos, analíticos y de publicidad comportamental. Para obtener más información sobre el uso de cada una de las cookies, consulta nuestra Política de Uso de Cookies. La navegación por el Portal supone la aceptación de nuestra política de cookies.