BonomédicoBlogEnfermedadesSíntomas y riesgos del virus del papiloma humano (VPH)

Síntomas y riesgos del virus del papiloma humano (VPH)


Comentar
Publicado en Enfermedades, Salud sexual

Cuando se habla del virus del papiloma humano (VPH) se hace referencia a una infección que, en los últimos años, se ha vuelto muy común entre los adultos, y que tiene como una de las principales características la aparición de verrugas en el área genital. Existen más de 200 grupos de virus relacionados con el VPH, todos ellos se transmiten por contacto sexual directo, más específicamente, al contactar con la piel y las mucosas de la persona infectada. Antes de continuar explicando cuáles son los síntomas y riesgos del virus del papiloma humano, es preciso puntualizar que cuando se habla de contacto sexual, se refiere no solo al vaginal, sino también al anal y oral.

Pues bien, de los más de 200 virus relacionados con el papiloma humano, son más de 40 los tipos de VPH que pueden trasmitirse con facilidad a través de un contacto sexual directo; mientras que hay otros que son responsables de verrugas no genitales, que no se trasmiten sexualmente. Teniendo en cuenta esto, los médicos han clasificado los diferentes tipos de esta enfermedad en casos de bajo y alto riesgo, en función de los síntomas del virus del papiloma humano que se padezcan.

Así, entre los casos de bajo riesgo se encuentran aquellos virus que provocan la existencia de arrugas, ya sea en el área genital, el ano e incluso en la boca o la garganta. Algunos de estos tipos pueden causar papilomatosis respiratoria recurrente, una patología en la que los tumores benignos crecen en las vías respiratorias.

Pero no son estos los que han encendido la luz de alarma, sino los virus del papiloma humano de alto riesgo, es decir, aquellos que pueden causar cáncer; de ahí que su oportuno tratamiento sea de vital importancia. Se han identificado alrededor de 12 tipos de VPH de alto riesgo (en concreto, los tipos 16 y 18 son los responsables de la mayoría de los cánceres relacionados con el VPH).

Síntomas del papiloma humano (VPH)

Con respecto a los síntomas del papiloma humano, hay un punto muy importante que el paciente debe tener en cuenta: el VPH no tiene una sintomatología específica, esto es, no se puede decir, por ejemplo, que la persona contagiada con el VPH vaya a presentar fiebre, pizacón o inflamación. De esta forma, el virus del papiloma humano puede pasar desapercibido, sin que el paciente llegue a sentirse mal o a sentir molestia alguna. La mayoría de las personas no saben si tienen el virus o no, y puede que su sistema inmunológico lo elimine sin que lleguen a descubrir que se contagiaron.

El virus del papiloma humano (VPH) se contagia a través del contacto sexual directo, y puede afectar tanto a hombres como a mujeres.

El VPH se contagia a través del contacto sexual directo, y puede afectar a hombres y a mujeres.

No obstante, la presencia de verrugas en determinadas zonas del cuerpo puede ser una señal. Estas verrugas son una de las formas en las que se presenta este virus, pero sucede que la mayoría de las personas tampoco suele prestar demasiada atención a estos pequeños ‘bultitos’, que pueden presentarse días o semanas después del contagio. Hay que indicar que estas verrugas pueden ser pequeñas y aparecer como una protuberancia (motivo que hace todavía más probable que se le reste importancia), aunque también pueden hallarse en grupos, también de poco tamaño. 

Además, pueden encontrarse con otras maneras distintas (no solo en forma de bolitas), sino también las hay alargadas o planas, e incluso, algunos médicos las comparan con la forma de una coliflor. Si no se tratan adecuadamente, las verrugas podrían desaparecer o, por el contrario, podrían extenderse y cambiar de forma y tamaño. Si alguien nota que las tiene, especialmente en los órganos sexuales, debería acudir al especialista para descartar que se deban al VPH y para que se pueda aplicar un tratamiento adecuado.

¿Sabes que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta? Sin cuotas mensuales, sólo pagas si vas al médico. Consulta aquí como funciona.

De cualquier forma, como se ha señalado antes, es muy probable que el virus del papiloma humano sea asintomático, de ahí la importancia que tiene hacerse revisiones periódicas en el ginecólogo. Además, hay que saber que la enfermedad no se desarrolla siempre que hay un contagio, alguien se puede infectar por el virus pero no sufrir ninguna patología.

Si se detecta algún síntoma y riesgo del virus del papiloma humano es normal que el paciente sienta miedo y, sobre todo, dudas. Por ello es imprescindible seguir un control médico, pues la ausencia de síntomas juega en contra del diagnóstico de la enfermedad. 

Riesgos del virus del papiloma humano

En cuanto a los riesgos del virus del papiloma humano, una de las preguntas más frecuentes es que si el virus del papiloma humano puede causar cáncer. Las infecciones por VPH son las más comunes de las que se trasmiten por vía sexual, hoy en día, en países como los Estados Unidos. Se calcula que el 90% de los hombres y el 80% de las mujeres, sexualmente activos, se contagiarán con un tipo de virus de papiloma humano, al menos una vez en su vida. La mitad de estos casos serán de alto riesgo, es decir, habrá relación con alguna clase de cáncer.

Como se mencionaba anteriormente, se conocen unos 200 tipos de virus, algunos de ellos son de bajo riesgo, pero en todo ese conglomerado, hay algunos que sí se asocian con el cáncer. Estos se describen como aquellos que son planos o ‘invisibles’, si la comparación se hace según las verrugas que se han descrito anteriormente.

La aparición de verrugas es uno de los síntomas del virus del papiloma humano.

La aparición de verrugas es uno de los síntomas del virus del papiloma humano.

De acuerdo con las explicaciones que dan los facultativos, en la mayoría de las ocasiones, el virus del papiloma humano es eliminado por el propio sistema inmunológico del paciente, tanto en los casos en que este es leve como cuando es severo. Sin embargo, los expertos advierten de que esto no siempre sucede así, ya que hay otras ocasiones en las que el virus permanece en el organismo, se desarrolla y es entonces cuando comienza a provocar problemas celulares. Con el paso de los años, esto puede desembocar varios tipos de cáncer:

  • Cáncer de cuello uterino: casi todos los casos de cáncer de cuello uterino son causados por infecciones por VPH.
  • Cáncer de ano: el VPH es responsable del 95% de este tipo de cánceres.
  • Cánceres de orofaringe (los que afectan a la parte central de la garganta, incluyendo el paladar, la base de la lengua y las amígdalas): el 70% de ellos son provocados por el virus del papiloma humano.
  • Otros cánceres poco comunes: el de vagina (65%), el cáncer de vulva (50%) y cáncer de pene (35%).

En el caso de los hombres, el VPH puede llegar a afectar su vida sexual, ya que, las verrugas alrededor del pene y sobre él, o en el ano, puede llegar a impedir que se lleve una relación saludable. Es preciso, pues, que vaya al médico y comience con un tratamiento específico (podrá tomar fármacos o contemplar la cirugía para extirparlas).

Relación del VPH y el cáncer de cuello uterino

De acuerdo a estudios médicos, en torno al 70% de los casos de cáncer de cuello uterino guardan una relación estrecha con el virus del papiloma humano y se dan, entre otras cosas, por los cambios celulares causados por esta patología. Sin embargo, también se debe dejar claro que no todos los virus devienen en un cáncer cervical. También se relaciona el VPH con otros tipos de cánceres, como el de ano, vagina, vulva y pene. En ese sentido, recomendamos que visite periódicamente al médico para que realice exámenes minuciosos y poco a poco se vayan descartando otras patologías.

La mayoría de casos de cáncer de cuello de útero están relacionados con el virus del papiloma humano.

La mayoría de casos de cáncer de cuello de útero están relacionados con el virus del papiloma humano.

Puesto que el virus del papiloma humano es, en la mayoría de las ocasiones, asintomático. No es fácil descubrir una infección de este tipo. Para saber si se tiene VPH habrá que estar atento a la aparición de verrugas, especialmente en las zonas de los genitales, y hacerse revisiones periódicas con un especialista.

El Papanicolaou

Es frecuente que las mujeres descubran que tienen el VPH cuando, en una visita rutinaria al ginecólogo, se hacen un Papanicolau, una prueba conocidas como citología vaginal, que sirve para detectar células anormales en el cuello del útero (causadas por el virus del papiloma humano). También se le conoce como citología vaginal. Se trata de un examen en el que el médico analiza los cambios en el cuello del útero, es decir, permite observar si hay algún tipo de infección o células anormales, que pueden ser la primera señal de cáncer cervicouterino.

La posibilidad de desarrollar el cáncer de cuello uterino es uno de los riesgos del virus del papiloma humano que más preocupan a las mujeres. Por eso, es importante visitar cada cierto tiempo al ginecólogo para que practique los análisis médicos para necesarios que sirvan para descartar cualquier eventualidad.

Prueba de VPH

Junto a la prueba de Papanicolaou o citología vaginal, las mujeres también pueden realizarse una prueba específica del virus del papiloma humano. No obstante, esta únicamente se recomienda usar en circunstancias concretas:



  • Después de haberse sometido a una citología en la que se han encontrado células anormales, como método de seguimiento y verificación.
  • Cuando los resultados del Papanicolaou son confusos.
  • Las mujeres mayores de 30 años, que se hayan realizado una prueba de Papanicolaou, pueden hacerse también este examen. Si ambos dan negativo, la mujer tiene un riesgo muy bajo de padecer cáncer cervical y no tendrá que repetir las pruebas hasta pasados tres años.
Hay algunas recomendaciones para prevenir los síntomas y riesgos del virus del papiloma humano.

Hay algunas recomendaciones para prevenir los síntomas y riesgos del virus del papiloma humano.

El motivo por el cual la prueba del virus del papiloma humano no se recomienda a todas las mujeres, es que se trata de un virus muy común, que suele desaparecer solo sin provocar ningún tipo de problema en la salud. En el caso de los hombres, actualmente no existe ningún test que permita detectar el VPH, pero para tranquilidad de los mismos, hay que decir que en los varones el virus suele desaparecer sin provocar ningún daño grave a la salud.

¿Se puede evitar el VPH?

Como se ha mencionado, el virus de papiloma humano se contrae por el contacto sexual directo, por lo que las personas que no son activas sexualmente no van a presentar infecciones por VPH, casi con toda seguridad. Para el resto de la población, se han desarrollado algunas vacunas contra el virus del papiloma humano que, en caso de ponerse antes de iniciar la actividad sexual, pueden reducir el riesgo de infección de algunos tipos de VPH. Estas vacunas sirven para prevenir, pero no son eficaces para tratar un contagio ni la enfermedad causada por el virus.

Si tienes algún problema de salud, recuerda que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta. Consulta aquí como funciona.

Además, hay una serie de recomendaciones que se pueden tener en cuenta para evitar un contagio por VPH, aunque no hay nada que de total seguridad. Así, lo principal sería no mantener relaciones sexuales sin protección. El uso correcto y regular de preservativo previene contra esta enfermedad, aunque no es tan eficaz como sí lo es para evitar otras enfermedades de trasmisión sexual (como el VIH o sida), ya que el virus se puede contagiar por otras zonas no cubiertas por el condón.

Más allá de esto, desde distintos ámbitos se hacen otras apreciaciones sobre los síntomas y riesgos del virus del papiloma humano, los factores que influyen en su contagio, y cómo podría prevenirse. Aunque también hay quienes defienden que son muchos los mitos en torno al VPH, como el que asegura que el virus del papiloma humano solo afecta a las mujeres, especialmente a las que han comenzado su vida sexual a una edad más temprana. Lo cierto es que el VPH afecta tanto a hombres como a mujeres, aunque sean ellas las más vulnerables a desarrollar un problema de salud más grave (por el riesgo de padecer cáncer cervical), el contagio se produce casi a partes iguales.

También está bastante extendida la creencia de que tener una sola pareja (o ser monógamo) previene contra el Virus del papiloma humano, pero lo cierto es que es suficiente mantener relaciones con una pareja para ser infectado.

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *