BonomédicoBlogMedicamentosEspidifen: qué es e indicaciones

Espidifen: qué es e indicaciones


Comentar
Publicado en Medicamentos

Espidifen es el nombre con el que se conoce a un medicamento compuesto con el principio activo de ibuprofeno (arginina). Se trata de un medicamento del tipo antiinflamatorios no esteroideos (AINES).

El Espidifen forma parte de la familia de antiinflamatorios no esteroideos o AINEs.

El Espidifen forma parte de la familia de antiinflamatorios no esteroideos o AINEs.

Dicho fármaco se emplea para tratar:

  • La fiebre.
  • El dolor de intensidad leve o moderado.
  • Las migrañas.
  • La artritis (inflamación de articulaciones que afectan a manos, pies y producen hinchazón y dolor).
  • La artritis reumatoide juvenil.
  • La artrosis (enfermedad crónica que daña el cartílago).
  • La espondilitis anquilosante (inflamación que afecta las articulaciones de la columna vertebral).
  • La inflamación no reumática.
  • Las menstruaciones muy dolorosas.

Otras indicaciones del Espidifen serían para tratar dolor dental, dolor postoperatorio o cefalea.

Este medicamento es de los más vendidos en nuestro país y cuenta con varias presentaciones:

  • Espidifen 600 mg, granulado para solución oral sabor menta EFG.
  • Espidifen. Comprimidos. 200 mg.
  • Espidifen. Comprimidos recubiertos. 400 mg.
  • Espidifen 400 mg, granulado para solución oral sabor albaricoque.
  • Espidifen 400 mg, granulado para solución oral sabor menta.
  • Espidifen 600 mg, granulado para solución oral sabor albaricoque.

Así pues, existen presentaciones y sabores para todos los gustos, pero la que más demanda tiene es la de Espidifen de 600 miligramos con sabor menta para solución oral.

Forma de tomar Espidifen 600 miligramos granulado

Aunque en el prospecto de cualquier medicamento aparezca la posología del mismo, es necesario siempre consultar el tratamiento que debemos seguir con nuestro médico. Él es la persona más adecuada para indicarnos cómo tomar este medicamento y, en caso de dudas, se podrá también consultar cualquier cuestión con el farmacéutico.

Dicho esto, siguiendo las indicaciones del Espidifen, este se toma vertiendo el sobre en una cantidad suficiente de agua y después bebiéndolo.

¿Sabes que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta? Sin cuotas mensuales, sólo pagas si vas al médico. Consulta aquí como funciona.

El médico dirá cuánto tiempo debe tomar esta medicina y cada cuantas horas. Nunca se terminará un tratamiento antes de lo indicado por el médico pues podría resultar perjudicial para el paciente. Por otra parte, tampoco deberá tomar Espidifen más tiempo del prescrito por el médico.

Siempre es mejor tomar dosis más pequeñas para el control del dolor y no tomar este medicamento más tiempo del necesario.

El paciente sabrá si la acción de Espidifen es fuerte o débil y en función de cómo se sienta, se lo comunicará a su médico.

En personas adultas se tomará Espidifen teniendo en cuenta la gravedad del trastorno y las molestias del paciente. Generalmente, en adultos y adolescentes (entre 14 y 18 años) se tomará un sobre (600mg) cada 6 u 8 horas, según la intensidad del cuadro y la respuesta al tratamiento.

A veces puede ser que sean necesarias dosis mayores, pero nunca se deberá pasar la dosis máxima al día que está establecida en 2400 mg en adultos, y
1600 mg en adolescentes (12 a 18 años).

Cuando se trata una enfermedad como la artritis reumatoide se incrementarán las dosis de este medicamento, pero sin exceder la dosis máxima diaria de 2.400 mg de ibuprofeno (arginina) (4 sobres de granulado).

Si Espidifen se utiliza para tratar el dolor que genera la dismenorrea primaria se establecerá una dosis diaria de 600 mg de ibuprofeno (arginina) hasta el alivio del dolor, teniendo en cuenta una dosis máxima por toma de 600 mg de ibuprofeno (arginina), estableciendo la máxima diaria en 1.200 mg (2 sobres de granulado).

Dependiendo de las características específicas de cada paciente se determinará una u otra dosis.

Dependiendo de las características específicas de cada paciente se determinará una u otra dosis.

Espidifen no se recetará a pequeños ni adolescentes de menos de 14 años, ya que el medicamento contiene una dosis no adecuada para el tratamiento en niños.

En el caso, de las personas mayores de 60 años, el médico estimará más oportuno que se les suministre una dosis más baja de lo habitual hasta que se compruebe que la persona tolera bien el medicamento.

Los pacientes con problemas renales o hepáticos también tomarán dosis más bajas de las habituales y se adaptarán por completo a lo establecido por el médico.

Cuando una persona toma más cantidad de este fármaco de la que debe deberá consultarlo con su médico, farmacéutico o llamar al servicio de información toxicológica, indicando qué medicamento ha tomado y en qué cantidad. Si ocurre algo así es bueno acudir al médico con el envase y prospecto del medicamento en cuestión.



Si ocurre una intoxicación grave, el médico actuará de inmediato adoptando distintas medidas, entre las que se puede encontrar el vaciado de estómago para la ingesta de cantidades importantes. Esto se realizará durante los 60 minutos posteriores en los que se haya tomado el medicamento.

El paciente que no haya seguido las indicaciones del Espidifen y haya ingerido alguna sobredosis sentirá:

  • Dolor en la barriga.
  • Ganas de vomitar.
  • Sueño.
  • Dolor de cabeza.
  • Ruido en los oídos.
  • Poca coordinación en los movimientos musculares.
  • Vómitos.

En raras ocasiones estos síntomas van a más y se producen problemas más graves como:

  • Hemorragia gastrointestinal.
  • Descenso de la tensión arterial.
  • Cambios en la función renal.
  • Convulsiones.
  • Coma.
  • Alteraciones respiratorias.
  • Parada transitoria de la respiración en niños.

Es menos peligroso olvidar tomar una dosis de Espidifen que tomar demasiadas. Si ocurre lo primero, tan solo hay que tomar la dosis que se olvidó cuando se acuerde, pero si la siguiente toma está muy cerca, bastará con saltarse la dosis que olvidó y continuar con el horario habitual.

Efectos secundarios del Espidifen

Todos los medicamentos tienen alguna contraindicación que otra. Y este no iba a ser menos, aunque dependerá de las características de la persona que lo tome el hecho de que le produzca algún efecto secundario o no. Pues por ejemplo, las personas mayores de 65 años son más proclives a experimentar estos efectos adversos que las de menos edad.

Los efectos secundarios son menos si los tratamientos son cortos y las dosis diarias están por debajo de la máxima recomendada.

Las indicaciones del Espidifen habrán de ser tenidas en cuenta para evitar posibles riesgos derivados.

Las indicaciones del Espidifen habrán de ser tenidas en cuenta para evitar posibles riesgos derivados.

Los efectos secundarios del Espidifen pueden ser muy frecuentes o escasos. De cualquier forma, si se presentan porque el paciente desconozca las indicaciones del Espidifen o por cualquier otro motivo, este deberá comunicárselo a su médico de inmediato.

Espidifen es un medicamento que tiene como principio activo el Ibuprofeno (arginina). Este componente ocasiona molestias gastrointestinales en la mayor parte de las personas que lo toman.

Por ello, uno de los efectos secundarios más habituales de este medicamento son:

  • Problemas digestivos.
  • Úlceras pépticas.
  • Hemorragias gastrointestinales.
  • Perforaciones -pueden llegar a matar al paciente, sobre todo entre los ancianos-.

Además de estos síntomas, hay otros como:

  • Empeoramiento de la colitis ulcerosa.
  • Dolor de abdomen.
  • Náuseas.
  • Vómitos.
  • Diarrea.
  • Estreñimiento.
  • Flatulencia.
  • Ardor de estómago.
  • Sangre en heces.
  • Aftas bucales.

Es menos habitual que aparezcan casos de gastritis.

En lo referente a efectos adversos o secundarios menos frecuentes encontramos entre otros los siguientes: úlceras formadas tras la inflamación de la mucosa bucal. Además, como efectos secundarios raros están:

  • Estrechamiento del esófago.
  • Inflamación del esófago.
  • Exacerbación de enfermedad de los divertículos intestinales.
  • Colitis hemorrágica inespecífica (provoca diarrea con sangre).
  • Como caso muy aislado, la pancreatitis.

Espidifen, debido a su componente de ibuprofeno (arginina) también está asociado al incremento del riesgo de sufrir un ataque al corazón o cerebro. Por otra parte, también puede generar retención de líquidos, aumento de la presión arterial o insuficiencia insuficiencia cardíaca.

Otro de los aspectos, menos frecuente, que puede empeorar este medicamento es la piel. De hecho, estos fármacos pueden asociarse, en ocasiones contadas, a reacciones de ampollas muy graves como el Síndrome de Stevens-Johnson (erosiones por toda la piel, que afectan a dos o más mucosas y lesiones de color púrpura en el tronco), y la necrólisis epidérmica tóxica (caracterizada por el desprendimiento de la piel y la aparición de erosiones en mucosas que causan dolor).

Si bien no son demasiado habituales, sí que pueden aparecer efectos secundarios con la toma de este medicamento.

Si bien no son demasiado habituales, sí que pueden aparecer efectos secundarios con la toma de este medicamento.

Con más frecuencia, Espidifen suele causar erupciones en la piel. Casi nunca hace que la piel se enrojezca, ni pique ni se inflame y mucho menos que produzca manchas de color violeta. Aunque esto pueda ocurrir muy pocas veces.
Los efectos secundarios que muy rara vez causan este medicamento son:

  • Inflamación de los vasos sanguíneos de la piel.
  • Caída del cabello.
  • Lesión en la piel.
  • Reacciones en la piel por influencia de la luz.

Como caso excepcional, se pueden producir infecciones cutáneas graves y complicaciones en el tejido blando durante la varicela.

En lo referente al sistema inmunológico del paciente, Espidifen pocas veces causa retención de líquido en la piel, inflamación de la mucosa nasal o espasmo de los bronquios que impiden el paso del aire hacia los pulmones. También resulta raro que se den reacciones alérgicas graves a este medicamento. Pero si se diera, por casualidad, generaría hinchazón de cara, lengua y laringe, broncoespasmo, asma, taquicardia, hipotensión y shock.

Más raro aún es que Espidifen cause dolor en las articulaciones y fiebre.

Los efectos secundarios frecuentes de este medicamento y que afectan al sistema nervioso central son:

  • Sueño.
  • Dolor de cabeza.
  • Fatiga.
  • Cansancio.
  • Mareos.
  • Sensación de inestabilidad.

Menos normal sería que el paciente experimentase falta de sueño, problemas en la vista, zumbidos en los oídos o ansiedad.

Espidifen no causa sensación de hormigueo en manos, pies, brazos o piernas. Tampoco es habitual que se produzca desorientación o confusión, agitación, irritabilidad o depresión, visión anormal o borrosa y dificultad auditiva. Estos síntomas son muy poco habituales.

Es muy raro que Espidifen cause con efecto secundario una meningitis aséptica. Cuando esto se ha producido es porque el paciente tenía además una enfermedad que afectaba a su sistema inmune (como lupus, etc.). Esto provocaba un factor de riesgo y los siguientes síntomas:

  • Rigidez en cuello.
  • Náuseas.
  • Vómitos.
  • Fiebre.
  • Desorientación.
  • Dolor de cabeza.

Continuamos con los efectos secundarios de este medicamento. En el aspecto psiquiátrico no es común que cause inquietud ni falta de sueño. Tampoco suele producir:

  • Nerviosismo.
  • Reacción psicótica.
  • Represión.
  • Irritabilidad.

Aunque Espidifen sí suele causar vértigos por los oídos pero no dificultad auditiva ni pitidos.

Es poco habitual que el paciente que toma este medicamento sufra alteraciones de la vista ni visión borrosa.

El Espidifen cuenta con diferentes formas de presentación disponibles en las farmacias.

El Espidifen cuenta con diferentes formas de presentación disponibles en las farmacias.

Es raro que este fármaco, que estamos estudiando, disminuya las plaquetas, los glóbulos blancos o los glóbulos rojos. Pero si esto ocurriera la persona experimentaría una serie de síntomas como:

  • Fiebre.
  • Úlceras superficiales en la boca.
  • Cansancio extremo.
  • Dolor de garganta.
  • Sangre en la nariz y piel.
  • Otros síntomas asociados a la gripe.

Sin embargo, Espidifen como es un medicamento de los llamados antiinflamatorios no esteroideos (AINEs) puede provocar problemas en los riñones de distinta índole. Se podrían producir efectos adversos como nefritis intersticial, síndrome nefrótico (que consiste en que haya proteínas en la orina y se hinche el cuerpo) o pérdida súbita de la capacidad de funcionamiento del riñón.

De otra parte, este tipo de medicamento suele ocasionar menos problemas de carácter hepático y es rara la vez que producen inflamación del hígado, problemas en la función hepática o ictericia, e incluso insuficiencia hepática. Esto no suele pasar prácticamente nunca.

Entre los efectos secundarios generales no se encuentran las reacciones alérgicas graves con Ibuprofeno (arginina), aunque no puedan descartarse al completo. Si por casualidad, alguna persona reaccionase así, tendría los siguientes síntomas:

  • Fiebre.
  • Dolor de abdomen.
  • Dolor de cabeza intenso y que perdura.
  • Vómitos.
  • Náuseas.
  • Hinchazón de cara, lengua y garganta.
  • Asma.
  • Problemas respiratorios.
  • Disminución de la tensión arterial.
  • Shock.

En este caso, como en todos los descritos anteriormente y que suponen un grave perjuicio contra la salud de la persona habría que interrumpir el tratamiento de inmediato y acudir al médico.

Para terminar, haremos una recopilación de los síntomas que requieren de consulta médica e interrupción del tratamiento, como:

  • Vómitos con sangre o tipo posos de café.
  • Diarrea con sangre o hemorragias en las heces.
  • Fuerte dolor de estómago.
  • Erupciones en la piel, hinchazón de cara, pitos en el pecho o dificultad para respirar.
  • Descamación de la piel o ampollas.
  • Fuerte dolor de cabeza que no cesa.
  • Piel amarilla.
  • Acumulación de líquidos en brazos y piernas o hinchazón de las extremidades.
Vómitos o dolor de estómago son algunos de los síntomas que pueden aparecer con la ingesta.

Vómitos o dolor de estómago son algunos de los síntomas que pueden aparecer con la ingesta.

Sea cual sea el síntoma de los antes mencionados que tenga, deberá acudir a un centro de salud para que le examinen y determinen qué es lo mejor que puede hacer en su caso.

Si tienes algún problema de salud, recuerda que con BonoMédico puedes acudir a más de 2.500 especialistas por sólo 39€ la consulta. Consulta aquí como funciona.

Así pues, es bueno conocer las indicaciones del Espidifen y todos los aspectos que están relacionados con la ingesta de cualquier medicamento, para determinar qué nos ocurre si tras tomarlos comenzamos a experimentar síntomas peligrosos para nuestra salud.

  • Artículo escrito por:
  • Doctora Maria José Fernández Jiménez

  • Licenciado en 1995 en Medicina y Cirugía por la Universidad de Málaga (UMA)
  • Colegiado 7.624 del Colegio de Médicos de Málaga
 
 

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *