BonomédicoBlogConsejosOjo con la diabetes: señales para saber si tienes esta enfermedad

Ojo con la diabetes: señales para saber si tienes esta enfermedad


Comentar
Publicado en Consejos, Noticias

La diabetes es una enfermedad silenciosa, que no duele, y que afecta ya a más de 400 millones de personas en todo el mundo. Las cifras hacen que la Organización Mundial de la Salud (OMS) haya calificado esta dolencia como “una pandemia global”, advirtiendo además de algo más preocupante: la mitad de quienes la padecen, lo desconocen. 

Como cada 14 de noviembre, este lunes se celebra el Día Mundial de la Diabetes bajo el lema ‘Ojo con la diabetes’, para concienciar a la población de la importancia de prevenir y de estar atentos a una serie de señales para ayudar a un diagnóstico temprano, fundamental para un tratamiento eficaz.

 La diabetes de tipo 2 es la que con mayor frecuencia se da, de hecho, representa en torno al 90% de los casos. Su diagnóstico temprano ayuda a evitar complicaciones más graves. El sedentarismo, el sobrepeso y una mala dieta son algunos de los principales factores de riesgo de la diabetes. Sus síntomas pasan normalmente desapercibidos, pero hay una serie de señales para saber si tienes diabetes:

  1. Mayor sensación de sed: Este es uno de los síntomas más característicos de la diabetes, ya que el cuerpo intenta eliminar el exceso de azúcar en sangre.
  2. Ganas de orinar: Relacionado con lo anterior, para compensar la pérdida de líquidos por la orina, el cuerpo pone en marcha una alerta para que bebamos más agua.
  3. Cansancio: Sensación de cansancio y falta de energía todo el día. Esto se debe a varios factores, en primer lugar, porque el cuerpo con diabetes está más deshidratado y sus células están peor alimentadas. 
  4. Pérdida de peso: Si el azúcar está alto, la insulina no funciona bien y el organismo se ve obligado a buscar reservas de grasa para obtener energía.
  5. Heridas que cicatrizan más lentamente: Los problemas más graves de la diabetes están relacionados con el sistema vascular. Cuando este afecta a los vasos más pequeños, aparecen los problemas para curar heridas y cicatrizar.
  6. Picores y hormigueo en las piernas: Esto se debe a las complicaciones en el sistema circulatorio. En las etapas iniciales de la diabetes, el azúcar en sangre puede causar daños en los nervios periféricos, lo que se traduce en picores, hormigueo, escozor o entumecimiento de las extremidades.
  7. Visión borrosa: Los niveles altos de azúcar en sangre afectan inevitablemente a la visión. Al principio serán momentos de visión borrosa, como si se necesitaran gafas. 
  • Artículo escrito por:
  • Doctor Francisco Javier Ruiz Solanes

  • Licenciado en 1989 en Medicina y Cirugía por la Universidad de Málaga (UMA)
  • Colegiado 6.024 del Colegio de Médicos de Málaga
  • Director Médico Grupo BonoMedico
 
 

Aviso: esta página contiene artículos de contenido médico y sanitario pero en ningún momento debe tomarse como guía exclusiva para un problema de salud. Para cualquier duda sobre un problema de salud debe acudir al especialista. BonoMédico no es un consultorio médico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *