Cardiólogos en Barcelona

Los mejores especialistas médicos

El Ritmo Cardíaco

El Ritmo Cardíaco

La inspección general del ritmo cardiáco por los cardiólogos de Barcelona, permite descubrir dos signos de primordial interés: la cianosis y los edemas.

La inspección del cuello es la forma de descubrir la ingurgitación yugular, el pulso yugular y el latido carotídeo. La ingurgitación yugular significa que esta vena está anormalmente repleta de sangre y es índice de hipertensión venosa por insuficiencia cardiaca. Comprobada la ingurgitación yugular en decúbito, se debe elevar la cabecera del paciente hasta sentarlo en la cama y se observa en qué momento desaparece la ingurgitación, en virtud de la fuerza de la gravedad, que ayuda al vaciamiento venoso en la aurícula derecha; cuanto mayor sea la elevación necesaria para que se vacíe la vena, tanto mayor será la hipertensión venosa. Si se comprime sobre la región hepática aumenta la ingurgitación yugular, pues la sangre se desplaza desde el hígado hasta el territorio de la cava superior. El pulso venoso, apreciable en la yugular interna, por encima de la articulación esterno-clavicular, consta de varias ondas y depresiones. Interesa el pulso venoso presistólico o elevación de la onda "a", índice de estenosis tricuspídea, pues al ser la onda "a" expresión de la contracción auricular es lógico que se acentúe cuando ésta no logra impulsar la sangre al ventrículo como en condiciones normales. Asimismo es muy característico que en la insuficiencia tricuspídea la onda "v" se adelante y sea también muy alta, pulso venoso sistólico; durante el reflujo de sangre a la aurícula durante la sístole ventricular se transmite a la vena.

El latido carotídeo exagerado, o danza carotídea, significa que el latido arterial es muy amplio por serlo la tensión diferencial, es decir, la diferencia entre sistólica y diastólica; se observa en la insuficiencia aórtica, en las anemias y en el hipertiroidismo.

La inspección de la región precordial por los cardiólogos en Barcelona les permite comprobar que el latido de la punta es intenso y está desviado hacia la izquierda y abajo en la hipertrofia del ventrículo izquierdo y que existe un latido paraesternal izquierdo y epigástrico en la hipertrofia del ventrículo derecho.

Otra herramienta para los cardiólogos de Barcelona es la palpación de la región precordial y la del pulso.

La palpación de la región precordial ayuda a confirmar los datos obtenidos por inspección acerca del tamaño de los ventrículos y para percibir los "estremecimientos o thrills". El latido de la punta, normalmente situado en la linea medio clavicular y 5.° espacio intercostal, está desplazado hacia afuera y abajo y es muy intenso en la hipertrofia del ventrículo izquierdo, en tanto que cuando está hipertrofiado el ventrículo derecho se palpa en la zona paraesternal izquierda y en el epigastrio; y los estremecimientos, son vibraciones palpables de la pared torácica, transmitidas a ésta desde el corazón o los grandes vasos. Esta vibraciones son las mismas que dan origen a los fenómenos acústicos anormales que llamamos soplos. Los estremecimientos más constantes y significativos para los cardiólogos de Barcelona son el diastólico de la estenosis mitral, palpable en la zona de la punta y el sistólico de la estenosis aórtica, perceptible en el segundo espacio intercostal derecho y en el hueco supraesternal. La palpación del pulso o de la onda a que da origen la inyección de la sangre en la aorta, que se transmite a lo largo de la columna de sangre y de las paredes arteriales, proporciona información sobre la función vascular, pero también, y quizás más importante, sobre la actividad cardiaca. Se suele palpar la arteria radial, a nivel de la cara anterior de la muñeca y los detalles a los que se presta atención son los siguientes:

  • Frecuencia: que generalmente es índice de la actividad cardiaca; excepcionalmente, algunas contracciones cardiacas expulsan tan poca cantidad de sangre que no dan origen a onda pulsátil y entonces la frecuencia del pulso es inferior a la de latidos cardiacos auscultables o déficit del pulso.
  • Ritmo: es reflejo fiel de la actividad cardiaca y, por ello, es anormal en las arritmias;
  • Amplitud: expresa la altura de la onda, es decir, la intensidad del desplazamiento de la pared arterial; aparte de desigual, puede ser pequeño o grande; es desigual cuando lo es el volumen latido, pequeño cuando la presión diferencial está reducida y grande cuando está ampliada.
  • Celeridad o velocidad con que asciende la onda pulsátil: se dice que el pulso es "tardus" o "en meseta" cuando el ascenso es lento y "celer" o "en martillo de agua" cuando es rápido y se mantiene poco tiempo; el pulso "tardus" indica que el ventrículo izquierdo se vacía con dificultad y, por ello, se observa en la estenosis aórtica, y el "celer" que lo hace con suma facilidad y, por tanto, caracteriza a diversos estados que cursan con presión diastólica baja, insuficiencia aórtica, anemia, hipertiroidismo.
  • Dureza: de acuerdo con esta cualidad se habla de pulso duro, cuando hay que ejercer mucha presión para suprimirle y blando cuando se logra esto con poca
  • fuerza; la dureza es proporcional a la tensión arterial.

Con la auscultación los cardiólogos de Barcelona tratan de comprobar los fenómenos acústicos que acompañan a la actividad cardíaca. Se debe auscultar sobre las cuatro áreas, una para cada válvula, prestando atención a los siguientes detalles:

  • Modificaciones de los tonos ya que pueden tener significado patológico las siguientes:

Tonos apagados que generalmente lo están por ser difícil su transmisión a la superficie de la pared anterior del tórax, por interponerse un derrame pericárdico o el pulmón enfisematoso, etc., pero también pueden ser índice de que el corazón es insuficiente.

Tonos acentuadosen los que el primer tono está acentuado en el foco mitral cuando la replección ventricular es pobre y, por tanto, la válvula mitral está muy abierta al comienzo de la sístole ventricular y el segundo tono está acentuado en la hipertensión, pues en ella el cierre de las válvulas semilunares es muy brusco; Tonos desdoblados cuando los pares de válvulas auriculoventriculares o semilunares no funcionan sincronizadas.

médico

médico

Ritmo de galope que es el que resulta de la percepción de los tonos tercero y cuarto, que normalmente no son audibles, de tal forma que al escuchar tres tonos se tiene la impresión de oír el galope de un caballo. El tono anormal intenso puede ser el tercero o galope protodiastólico, que se corresponde con la vibración de los ventrículos cuando comienza a penetrar la sangre en ellos, o el cuarto o galope presistólico, índice de que la contracción auricular es muy potente e impulsa sangre con fuerza a los ventrículos, poniéndolos en tensión; aún existe otro tercer tipo de galoje, el de sumación, que se observa cuando coinciden los tonos tercero y cuarto. Los ritmos de galope suelen ser índice para los cardiólogos de Barcelona de la existencia de una insuficiencia cardíaca.

  • Ruidos anormales: Los más significativos son el chasquido o "clik" de eyección y el chasquido de apertura de la mitral. Los "cliks" de eyección son ruidos anormales que se oyen en las estenosis aórtica y pulmonar al comienzo de la sístole, atribuibles a la puesta en tensión de las válvulas semilunares. El "chasquido" de apertura de la mitral es también un tono anormal, situado después del segundo fisiológico, que tiene como origen las vibraciones de la válvula, puesta en tensión bruscamente al comienzo de la diástole por la sangre estancada en la aurícula izquierda.
  • Soplos: Su origen son las vibraciones producidas por la sangre al atravesar "turbulentamente" orificios anormales. Interesa precisar las siguientes características de los soplos: - se producen en la zona de máxima auscultación, que coincide con el área de la válvula en la que se origina - se califican de sistólicos, si se oyen durante el pequeño silencio, o diastólicos, si coinciden con el gran silencio - por su tono o frecuencia pueden ser de tono alto, medio o bajo; - por su configuración pueden ser crecientes o decrecientes según que su intensidad en el tiempo aumente o disminuya, o en meseta, cuando su intensidad es constante; - por su calidad los cardiólogos de Barcelona hablan de soplos ásperos, suaves, musicales, etc.

Los soplos de las valvulopatías se oyen con la máxima intensidad sobre el área correspondiente y en el momento en que la sangre atraviesa la válvula anormal; por tanto, son sistólicos lo que derivan de estenosis de las válvulas semilunares o insuficiencia de las auriculoventriculares, y diastólicos los que expresan la existencia de una estenosis de las válvulas auriculoventriculares o una insuficiencia de las semilunares.

No todos los soplos significan la presencia de una valvulopatía (u otras anormalidades del corazón, como cardiopatías congénitas), pues existen soplos funcionales, originados en corazones anatómicamente íntegros por aumento de la velocidad del flujo sanguíneo o disminución de la viscosidad de la sangre. Son perceptibles en muchos individuos normales cuando están emocionados o han realizado ejercicio físico, y en situaciones patológicas, tales como estados febriles, anemia, hipertiroidismo, etc., y se caracterizan porque son suaves, sistólicos y no se irradian.

Según los cardiólogos, la prevención es la clave contra la repetición del infarto

Según los cardiólogos, la prevención es la clave contra la repetición del infarto

Se está realizando un estudio clínico con el objetivo de analizar los motivos o causas por las que los enfermos que han sido intervenidos en una operación del corazón dejan de tomar la medicaciónque evitaría sufrir otro ataque cardíaco. Un tratamiento que es muy básico ya que consiste en sólo 3 pastillas para controlar el riego sanguíneo –anticoagulante-, el colesterol y la hipertensión, los tres factores de riesgo más importantes. Hay pruebas que se utilizan para detectar a tiempo un infarto, como la angioresonancia.

El estudio, realizado junto con un laboratorio farmacéutico, demuestra que la fidelización de los pacientes a estos fármacos es escasa ya que más del 50 por ciento no lo sigue adecuadamente o incluso dejan de tomar la medicación. Los cardiólogos de Barcelona alertan del peligro que supone el abandono de esta medicación ya que no siempre los pacientes siguen las instrucciones de estos especialistas.

Algunos laboratorios farmacéuticos trabajan ya en una única píldora que contenga las dosis adecuada de los tres medicamentos, para facilitar así el seguimiento del tratamiento. Otra de las ventajas sería un menor precio ya que se produciría un ahorro importante en los costes de distribución del fármaco. En algunos países sudamericanos ya se comercializa este tipo de medicamento pero aún no se ha aprobado en EEUU ni en Europa.

Como consecuencia última de esta falta de responsabilidad de este tipo de pacientes con riesgo de sufrir un nuevo infarto se ha abierto por parte de los cardiólgos en Reino Unido y Suecia el debate de su posible exclusión de los sistemas sanitarios públicos ya que el coste de una segunda o tercera intervención quirúrgica es demasiado elevado en comparación con el tratamiento farmacológico. Tratamiento que podría haber evitado esas intervenciones y las numerosas complicaciones que conllevan. La medida debatida resulta muy extrema pero sus defensores alegan que este tipo de enfermos deben responsabilizarse de su cuidado con aquellas medidas que el sistema sanitario pone a su disposición y que si rechaza o incumple esas medidas preventivas el sistema no debería acudir en su ayuda o en todo caso, el paciente debería abonar el coste de esa nueva cirugía cardíaca.

Especialistas relacionados: cardiólogos en Barcelona

(Los centros y/o especialistas que aparecen a continuación no trabajan con Bonomédico. Se muestran solo a título informativo.)

NombreDirecciónTeléfono

Uso de cookies
Esta página web utiliza cookies propias con fines técnicos, analíticos y publicitarios así como cookies de terceros con fines técnicos, analíticos y de publicidad comportamental. Para obtener más información sobre el uso de cada una de las cookies, consulta nuestra Política de Uso de Cookies. La navegación por el Portal supone la aceptación de nuestra política de cookies.