Brackets en Alicante

Servicios de primer nivel al mejor precio

Recomendamos:

    • Brackets

      Ortodoncia con brackets en Alicante para corregir la mala posición de los dientes a un precio inmejorable y en un centro de prestigio.

      • Alicante:

        • Consulta previa en Alicante
        • Tratamiento en Alicante
        MUY
        PRONTO
        Más detalles

Brackets en Alicante

¿Qué son los brackets en Alicante y para qué sirven?

Los brackets en Alicante son aparatos de ortodoncia que incluyen diferentes modalidades de aparatos fijos confeccionados para poner solución a determinadas complicaciones dentales. Con la palabra brackets nos referimos a aquellas piezas que se suelen fijar en los dientes, ya sea en su cara externa o interna, y que están unidas unas a otras mediante un aro de metal. Una de las piezas principales es, precisamente, este aro metálico ya que es el principal responsable del gradual empuje de los dientes hacia las posiciones adecuadas en la dentadura.

Desde muy pequeños es fundamental mantener una adecuada higiene bucodental.

Desde muy pequeños es fundamental mantener una adecuada higiene bucodental.

Si bien este aro metálico se puede considerar como parte activa de esta ortodoncia, los brackets, sin embargo, componen la parte más pasiva ya que su principal objetivo es transmitir la potencia de forma directa a los dientes. Conjuntamente, el resto de piezas, es decir, tanto los alambres como los elásticos consiguen delimitar la dirección del empuje.

Una de las facilidades ofrecidas por este sistema de ortodoncia es la posibilidad de cambiar esta dirección de empuje; factor que será establecido por el propio dentista en la consulta. Y es que durante el tiempo de duración de una ortodoncia, entre paciente y odontólogo determinarán una serie de visitas para ofrecer un seguimiento de la evolución del procedimiento.

Corregir una mordedura deficiente o una oclusión dental defectuosa son los principales objetivos a seguir por cualquier tratamiento de ortodoncia. Una de las situaciones que nos deben guiar hasta la consulta del dentista es la existencia de dientes amontonados o torcidos o el desencaje de la mandíbula superior con respecto a la inferior como consecuencia de una lesión, la tendencia de niño a chuparse el pulgar, simplemente la genética heredada o la temprana o tardía pérdida de los dientes.

Candidatos idóneos para un tratamiento con brackets

Las dificultades que se manifiestan en la dentadura o en los huesos del rostro tienden a evidenciarse desde edades tempranas. La caída de los dientes de leche da paso a las piezas definitivas, es decir, las que conformarán la dentadura del paciente a lo largo de toda su vida.

Una dentadura que iniciará también su reordenamiento en el momento en el que comiencen a asomarse estas piezas definitivas y que pueden ofrecer más de una complicación. Es por ello por lo que la mayor parte de los especialistas en salud dental establecen este período como ideal para realizar la primera visita al dentista.

La primera visita que un pequeño realiza a un dentista no quiere decir que salga de consulta con un aparato, ya que el inicio de este tipo de tratamientos de ortodoncia infantil suele situarse en la etapa establecida entre los 8 y los 14 años de edad. Sin embargo, el previo diagnóstico es de vital importancia y suele llevarse a cabo a partir de los 6 y hasta los 12 años.

Es cierto que los problemas pueden comenzar con las primeras caídas de dientes de leche.

Sin embargo, el crecimiento natural del paciente es una de las principales bazas de las ortodoncias, ya que favorece el éxito del tratamiento.

Esto no quiere decir que la ortodoncia se limite a los adultos, puesto que estos métodos son igualmente eficaces para la corrección del deterioro paulatino de la dentadura de los pacientes y no se aprecian diferencias entre la ortodoncia en adultos y en niños.

¿Cuándo hay que ponerse brackets?

De forma abreviada, pasamos a resaltar las diferentes modalidades que existen de brackets en Alicante para solucionar complicaciones dentales que reflejan cuándo debe hacerse una ortodoncia:

Apiñamiento

Piezas dentales amontonadas, giradas o mal posicionadas por falta de sitio en el hueso maxilar. La ortodoncia estética o de zafiro y la ortodoncia invisible u ortodoncia lingual se estipulan como soluciones bastante eficaces.

Prognatismo

Maloclusión caracterizada por la protrusión de la mandíbula inferior con respecto al maxilar superior. Se trata de un tipo de dentadura que dispone de unos dientes inferiores algo más adelantados que los superiores. Para evitar el paso por quirófano será imprescindible la rápida actuación de una ortodoncia.

Retrognatismo

La mandíbula se coloca algo más atrasada de lo común, y suele ser más pequeña de lo normal, por lo que, como consecuencia, el maxilar superior se adelanta más que el inferior. En lo que respecta a los dientes, los de arriba y de abajo no llegan a entrar en contacto ni siquiera cuando el paciente mantiene la boca cerrada.

Mordida abierta

Como consecuencia de la existencia de estos tipos de mordidas dentales, no existe el contacto directo entre una o más piezas dentales del mismo tipo. Además, otra de las consecuencias es la incapacidad del paciente para cerrar por completo la boca.

Mordida cruzada

Se caracteriza por disponer de un paladar profundo y estrecho. Esta complicación pone de manifiesto una relación incorrecta entre el maxilar y la mandíbula, es decir, los dientes superiores están por dentro de los dientes inferiores.

Mordida tijera

Menos frecuente que la mordida cruzada. Las más habituales son las mordidas tijera de un diente aislado que comparte su origen con las mordidas cruzadas monodentarias.

Mordida borde a borde

Colisión de carácter directo entre los bordes de los incisivos superiores con los de los incisivos inferiores que suele requerir el empleo de brackets en Alicante.

Diastemas

Alejamiento extremo entre las piezas dentales del paciente.

Mordida cubierta

Se trata de un estado de sobremordida vertical aumentada, en la que la dimensión entre los márgenes incisales dentales superiores e inferiores es excesiva.

Existen muchas clases de brackets en Alicante para adaptarse así a todo tipo de pacientes.

Existen muchas clases de brackets en Alicante para adaptarse así a todo tipo de pacientes.

Colapso

Estrechamiento en el maxilar o en la mandíbula que anula cualquier espacio para colocar todos los dientes de la forma correcta.

Tipos de brackets en Alicante

Hoy en día, el paciente tiene a libre disposición en el mercado una gran variedad de modelos de brackets en Alicante. La elección entre una alternativa u otra va a estar directamente relacionada con el tipo de aparato, la edad del paciente, u otros factores como la salud de dientes, encías y huesos. Además, el tiempo total de duración del tratamiento vendrá establecido por el tipo de aparato aplicado en el procedimiento.

Sin embargo, hay que destacar que la gran mayoría suelen tener una duración estimada en torno a los 24 meses. Por otro lado, no existe una edad mínima y máxima para la ortodoncia. Es decir, desde que inician su crecimiento, los dientes definitivos se puede plantear una ortodoncia.

Brackets metálicos o convencionales

Sin duda, los brackets en Alicante que más demandan los pacientes. Este tipo de ortodoncia metálica utiliza gomitas para fijar el alambre.

Brackets transparentes cerámicos

Ofrecen un aspecto estético perfectamente natural por lo que, en los últimos años, ha visto incrementada su demanda. Y es que los brackets transparentes metálicos son invisibles ante los ojos de los demás.

Brackets de colores

La opción más divertida para los más pequeños. Se trata de brackets de colores, desde las tonalidades más discretas hasta las más llamativas.

Brackets de zafiro

Una alternativa caracterizada por su resistencia y calidad. Capaz, asimismo, de ofrecer una mayor comodidad al paciente ya que disminuye el riesgo de rozaduras en el interior de la boca.

Los brackets de zafiro consiguen adaptarse a las tonalidades de nuestras piezas dentales, potenciando de esta forma una mayor naturalidad.

Cuidado y mantenimiento de los brackets: qué comer y qué no

Es una de las preguntas frecuentes en una ortodoncia. Colocados nuestros nuevos brackets, debemos tener en cuenta una serie de prioridades a establecer en relación tanto al cuidado, limpieza y cepillado de los dientes como a los alimentos prohibidos y recomendados tras una ortodoncia, que, de forma lógica, modificarán nuestra rutina. En cualquier caso, hay evitar la aparición de caries u de otras patologías propias de las encías.

Para incrementar la higiene bucal se recomienda el seguimiento de los siguientes consejos:

  • Cepillar los dientes tras cada comida, incluyendo lengua y paladar.
  • Prestar atención a los espacios entre dientes.
  • El cepillado debe ser suave pero no agresiva.
  • El hilo dental removerá los restos de comida.
  • La pasta dental debe ser de flúor.

También existen determinados alimentos y productos que conviene dejar de consumir en caso de llevar brackets en Alicante:

  • Frutos secos.
  • Chicles, caramelos y todo tipo de golosinas.
  • Alimentos con alto contenido en azúcar.
  • Bebidas cítricas.

Beneficios de la ortodoncia

Pese a que hay más, los más importantes beneficios de la ortodoncia serían:

  • Mejora de la posición, función y estética de los dientes.
  • Potenciamiento de la sanidad en huesos y encías.
  • Mejora tanto del estado de la boca como de la higiene bucal.
  • Alivio de las posibles presiones en la articulación mandibular.
  • Mejora de la digestión.
  • Reducción del riesgo de desgaste natural de los dientes o pérdida de estos.
  • Disminución de infecciones bucales, caries y patologías periodontales.
    Una vez finaliza el tratamiento, quienes se hayan sometido al mismo verán cómo la espera habrá merecido la pena.

    Una vez finaliza el tratamiento, quienes se hayan sometido al mismo verán cómo la espera habrá merecido la pena.

  • Mejora del habla y, por lo tanto, de la pronunciación.
  • Disminución del riesgo de traumatismos dentales.
  • Potenciamiento del autoestima del paciente.
  • Incremento de la calidad de vida.

¿Qué es la ortodoncia interceptiva?

Aquellos defectos de la dentadura del paciente o en la composición ósea de su cara previamente diagnosticadas pero que no pueden ser tratadas en el momento son el principal rango de acción de la ortodoncia interceptiva. Nos referimos, por ejemplo, a defectos en la posición de los dientes, susceptibles de no corregirse a corto plazo pero sí a medio plazo.

Existen dos tipos de tratamientos en la ortodoncia: interceptivos y correctivos. Pues bien, la ortodoncia interceptiva está confeccionada para evitar un inadecuado crecimiento del complejo craneofacial en pacientes que aún están en etapas de crecimiento. Estos brackets en Alicante constituyen, sin duda, uno de los métodos más eficientes para el tratamiento de los problemas de las maloclusiones y las malposiciones dentarias, ya que suelen implicar al completo el complejo mandibular.

Uso de cookies
Esta página web utiliza cookies propias con fines técnicos, analíticos y publicitarios así como cookies de terceros con fines técnicos, analíticos y de publicidad comportamental. Para obtener más información sobre el uso de cada una de las cookies, consulta nuestra Política de Uso de Cookies. La navegación por el Portal supone la aceptación de nuestra política de cookies.